Brasil fortalece seguridad para la Copa Mundial FIFA 2014

Por Dialogo
enero 29, 2014



Miembros de las fuerzas armadas y agentes de élite de la Fuerza Nacional de Seguridad de Brasil trabajarán en conjunto para la Copa Mundial FIFA 2014.
“La seguridad no puede tener ninguna falla, porque varios jefes de estado asistirán al megaevento deportivo”, dijo la Presidenta Dilma Rouseff durante una reunión a principios de enero, reportó Clarín .
El Ministro de Defensa, Celso Amorim, y otros ocho ministros involucrados en la seguridad de la Copa Mundial también asistieron a la reunión.
Las Fuerzas Armadas, las policías estatales y la Fuerza Nacional de Seguridad Pública (FNSP) vigilarán estrechamente los incidentes en estadios que puedan llevar a brotes de violencia.
Brasil espera recibir 32 equipos deportivos, alrededor de 600,000 turistas extranjeros y 3.5 millones de visitantes locales.
De acuerdo con Nuevo Diario, Rouseff decidió fortalecer el plan integral de seguridad para la Copa Mundial debido a problemas de seguridad en prisiones en el estado de Maranhão, especialmente en la prisión de Pedrinhas, en la capital São Luis.
Ahí los convictos decapitaron a tres prisioneros en un video que presuntamente filmaron ellos mismos. El periódico Folha de Sao Paulo publicó ese video el 7 de enero.
Sesenta oficiales de la policía militar han sido desplegados en varias prisiones del estado para reforzar la seguridad. En represalia, líderes y miembros de la organización Primer Comando Capital (PCC) que se encuentran en prisión ordenaron presuntamente ataques en cuatro autobuses urbanos en São Luis.
El PCC planeaba atacar a funcionarios electos y fuerzas de seguridad durante la Copa Mundial, de acuerdo con el Grupo de Acción Especial contra el Crimen Organizado (GAECO) de la Procuraduría Pública Regional.
“Los líderes de las bandas delictivas ven los avances de las fuerzas de seguridad como un riesgo. Por lo tanto, están a la defensiva y, en muchos casos, a la ofensiva, como es el caso fel grupo principal del crimen organizado, el PCC”, dijo Carlos Mendoza Mora, director de Proyectos Estratégicos Consultoría, una compañía de seguridad privada de la Ciudad de México.
Las autoridades vigilarán las acciones del PCC y de otros grupos que traten de sabotear el evento internacional, dijo Mendoza Mora.
El plan de seguridad de la Copa Mundial es encabezado por la Secretaría Especial de Seguridad en Grandes Eventos (SESGE), que está relacionada con el Ministerio de Justicia. La estrategia busca evitar tres amenazas: espectadores violentos, crimen organizado y ataques terroristas.
La seguridad de la Copa Mundial es una de las mayores preocupaciones del gobierno brasileño. Alrededor de 18,000 elementos militares reforzarán la seguridad para la Copa Mundial, que se llevará a cabo del 12 de junio al 13 de julio.
Las autoridades han establecido una fuerza policiaca antimotines para apoyar a las fuerzas de seguridad en el control de posibles protestas contra la Copa Mundial.
Un total de 10,000 agentes seleccionados de las fuerzas policiacas estatales de todo Brasil recibirán entrenamiento en control de multitudes de la FNSP, un batallón de élite ligado al Ministerio de Justicia.
La FNSP se especializa en prevenir la violencia urbana.
Agentes de seguridad serán ubicados en 12 ciudades a lo largo del país que será anfitrión de la Copa Mundial, dijo el Comandante de la Fuerza Nacional, Coronel Alexandre Augusto Aragón al sitio web G1. “Estábamos preocupados [acerca de la seguridad de la Copa Mundial] antes de las protestas de 2013. No vamos a esperar a que ocurran las cosas”, dijo Aragón.
Hace siete meses, miles de personas protestaron en varias ciudades de Brasil contra la desigualdad de clases y el gasto de fondos públicos en la Copa Mundial y en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016. Las protestas coincidieron con la Copa FIFA Confederaciones.
Una fuerza policiaca de 100,000 efectivos se unirá a las tareas de vigilancia en las ciudades anfitrionas de la Copa Mundial.
Con asesoría de Estados Unidos, Brasil ha estado entrenando a 50,000 elementos de la fuerza policiaca y a 25,000 agentes de seguridad privada.
Las fuerzas de seguridad también salvaguardarán el espacio aéreo sobre los eventos deportivos, de acuerdo con las autoridades. Para este propósito, Brasil recientemente adquirió un sistema de artillería antiaérea V/Shorad Saab/Bofors Dynamics AB RBS-70 NG Bolide, una unidad (consistente en estación de fuego, misiles y equipo relacionado) para pruebas, de acuerdo con el sitio web Defensa.
El AB RBS-NG es un sistema de defensa aérea de baja altitud con una capacidad defensiva para salvaguardar campos de fútbol soccer en un radio de 8 km y una altitud de hasta 500,000 metros. También puede interceptar misiles de crucero y aviones no tripulados.
El dispositivo MANPADS compartirá las tareas de proteger el espacio aéreo en espacios deportivos con el sistema de defensa portátil IGLA-S y el sistema de defensa aérea blindado Gepard 1A2.
El RBS-70-NG estará disponible en Brasil con personal entrenado en marzo. Brasil ha invertido alrededor de 500 millones de dólares en equipo y tecnología de seguridad para la Copa Mundial y los Juegos Olímpicos de 2016, dijo Mendoza Mora. “La cobertura policiaca no sólo será necesaria en ciertas áreas, sino también en muchas áreas de tránsito”, señaló Mendoza Mora.
Las fuerzas de élite tienen capacidad para proporcionar una respuesta “sensible y avanzada” y los centros móviles de comando de las fuerzas de seguridad están muy bien equipados, dijo. “Las Fuerzas Armadas y las fuerzas policiacas deben fortalecer su contacto y cooperación con servicios amigos a nivel internacional –en términos de inteligencia y de compartir información– para evitar amenazas del crimen organizado o de grupos radicales que traten de usar dispositivos químicos o algo similar”, agregó Mendoza.
Las protestas públicas, el crimen organizado y la disminuida presencia del estado en ciertas áreas serán retos para el gobierno brasileño durante la Copa Mundial, declaró Mendoza Mora.
Pero el evento también ofrecerá una oportunidad de fortalecer a las fuerzas de seguridad en el combate contra el delito y de hacer avances en control territorial, dijo.
El torneo de fútbol tendrá “el más alto nivel de seguridad imaginable” para evitar manifestaciones violentas, dijo el Secretario General de la FIFA, Jerome Valcke.

Apoyo público para las UPP

Las Unidades de Policía Pacificadora (UPP) se han ganado el apoyo de la mayoría de los residentes de las favelas gracias a que son tan efectivas. Han hecho un buen trabajo al enfrentar y capturar a miembros de los dos grupos más grandes del crimen organizado en Brasil, el Comando Rojo y el Primer Comando Capital (PCC). Ambas pandillas se dedican al tráfico de drogas, extorsiones, juego ilegal y secuestros.
“La inmensa mayoría de la población apoya a las unidades de pacificación, principalmente por la sensación de seguridad que brindan”, destacó el capitán Ilmar Ubiratan Salgado Luzia, un oficial de la PM asignado al Departamento de Comunicación Social de las UPP.
“Los factores que impulsan el éxito son principalmente la confianza que tiene la población en el trabajo de las fuerzas de paz”, explicó Salgado Luzia.
El éxito de las UPP ha generado “una relación más cercana con las comunidades a través de eventos sociales y cívicos, actividades con niños, reuniones con asociaciones de vecinos, ente otros”, añadió.
Las UPP han mejorado notablemente la vida en Santa Marta y en otras favelas, en las que vive el 20% de la población de 6.5 millones de habitantes de Rio de Janeiro. Como muchos otros residentes, Saucedo se siente agradecido por la iniciativa policiaca.
“A partir del 2009 en Santa Marta, empezamos a tener confianza para salir a las calles gracias al trabajo de la policía, que recuperó los vecindarios y confrontó a bandas criminales muy peligrosas que aterrorizaban a todos”, dijo Saucedo, un vendedor callejero de dulces y cigarrillos.







Share