España Respeta La "Decisión Soberana" De Colombia Sobre Sus Bases Militares

Por Dialogo
agosto 11, 2009

La vicepresidenta primera del Gobierno español, María Teresa Fernández de la Vega, expresó el respeto de España a la decisión de Colombia, "en el ejercicio de su soberanía", de llegar a un acuerdo con Estados Unidos sobre el uso de siete bases militares en territorio colombiano. Fernández de la Vega expresó ese respeto en la rueda de prensa que ofreció en el Palacio presidencial de Bogotá tras la entrevista que mantuvo con el presidente del país, Alvaro Uribe. La vicepresidenta negó que el Gobierno español haya modificado su posición en este asunto tras unas primeras declaraciones al respecto del ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Angel Moratinos, en las que, en una visita a Brasil el pasado 30 de julio, dijo que ese acuerdo podía suponer una militarización de la región. Fernández de la Vega dijo que el propio Moratinos - de quien recordó que también habló en ese momento de respeto a la decisión - matizó esas declaraciones en una conversación telefónica que mantuvo con posterioridad con su homólogo colombiano, ya que al pronunciar esas palabras no tenía toda la información al respecto. Una información que Uribe ha trasladado hoy a la vicepresidenta en un "gesto de confianza" que ha sido agradecido por ella. Con todos los datos en la mano, la vicepresidenta insistió en que el Gobierno de Colombia ha tomado una decisión en el ejercicio de su soberanía al entender que es útil para luchar contra el terrorismo y el narcotráfico, y el Ejecutivo español la respeta "como no podía ser de otra manera". Preguntada por la posibilidad de que España pueda jugar algún papel de mediación por las diferencias existentes con países como Venezuela o Ecuador ante ese acuerdo entre Colombia y Estados Unidos, se limitó a señalar que España siempre trabajará en favor del diálogo para buscar el acercamiento de posiciones. Fuentes de la delegación española precisaron que, en su conversación con Uribe, la vicepresidenta le trasladó que el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero está dispuesto a explorar vías que ayuden a rebajar la tensión estableciendo contactos con gobiernos de la zona. Uribe compareció brevemente junto a la vicepresidenta en la rueda de prensa, pero la abandonó antes de las preguntas y fue a su vicepresidente Fernando Santos a quien los periodistas dirigieron sus preguntas sobre este asunto. Sin embargo, se limitó a señalar que consideraba conveniente mantener un "prudente silencio" para evitar más confrontaciones verbales con Venezuela ante este acuerdo con Estados Unidos. Fernández de la Vega aprovechó su comparecencia para ratificar el compromiso de España de "caminar al lado de Colombia y al lado de Uribe" para lograr el fin de la violencia en el país. Una posición que también trasladó a un grupo de representantes de colectivos sociales que trabajan en favor de la paz y con los que se reunió previamente. Fernández de la Vega y Santos coincidieron en calificar de extraordinarias las relaciones bilaterales y consideraron que una prueba de ello es el próximo envío a Afganistán de un grupo de militares colombianos que estarán al mando del contingente español en aquel país. Dos oficiales se desplazarán ya antes de fin de año a la zona y, posteriormente, se irán incorporando dos grupos formados por 42 militares, aunque Santos dijo que el número final dependerá de la evolución de la situación en Colombia y en Afganistán. Con motivo de su visita a Bogotá, la vicepresidenta informó de que hoy se ha puesto en marcha un mecanismo bilateral de consulta y cooperación en materia de derechos humanos. Además, aceptó la invitación de Uribe para que España asista el próximo mes de diciembre en Cartagena de Indias a la segunda conferencia de alto nivel sobre prohibición de minas anti-personas. La próxima cumbre iberoamericana, la crisis de Honduras, la situación de las empresas españolas y la celebración el próximo año del bicentenario de la independencia de Colombia fueron otras cuestiones tratadas en la reunión. Al presidente colombiano le trasladó también la apuesta española para que pueda firmarse el acuerdo pendiente entre la Unión Europea y los países andinos durante la presidencia española de la UE, en el primer semestre de 2010. Por su parte, Santos informó de que pidió a la vicepresidenta que España colabore en lograr una estrategia común para presentar en la próxima cumbre del clima en Copenhague una iniciativa colombiana para la protección de los bosques.
Share