Fuerza Aérea de los EE. UU. participa en ejercicio de búsqueda y rescate Ángel de los Andes

Los Estados Unidos intercambiaron conocimientos con 12 fuerzas aéreas amigas en el ejercicio anual dirigido por Colombia.
Sargento Segundo Angela Ruiz, Relaciones Públicas de las Fuerzas Aéreas del Sur | 18 septiembre 2018

Relaciones Internacionales

El Mayor General de la Fuerza Aérea Colombiana Rodrigo Alejandro Valencia Guevara, saluda a participantes de la Fuerza Aérea de los EE. UU. en el ejercicio de búsqueda y rescate Ángel de los Andes, que dirigió Colombia en el Comando de Combate Aéreo N.º 5 de la Base Aérea Arturo Lema Posada Air, en Rionegro, Colombia, el 3 de septiembre de 2018. (Foto: Sargento Segundo de la Fuerza Aérea de los EE. UU. Angela Ruiz)

Dos aeronaves y más de 90 miembros de la Fuerza Aérea de los EE. UU. participaron en Ángel de los Andes, un ejercicio internacional de entrenamiento de búsqueda y rescate dirigido por Colombia, que se llevó a cabo del 3 al 14 de septiembre de 2018. La unidad de Comando de Combate Aéreo N.º 5 de la Base Aérea Arturo Lema Posada, en Rionegro, fue la sede donde la Fuerza Aérea Colombiana desarrolló Ángel de los Andes por segunda ocasión; la primera fue en 2015.

“Estoy seguro de que Ángel de los Andes, con su misión de salvar vidas, ampliará y profundizará nuestra relación, cooperación e intercambio de mejores prácticas, que beneficiará a las fuerzas aéreas de los EE. UU. y de Colombia”, expresó el General Carlos Eduardo Bueno Vargas, jefe del Estado Mayor de la Fuerza Aérea Colombiana. “La presencia de los EE. UU. en el ejercicio es de suma importancia, ya que nos brinda la oportunidad de fortalecer nuestra relación para que en el futuro podamos confrontar amenazas de forma conjunta”.

Una aeronave Globemaster III C-17 del Escuadrón de Transporte Aéreo N.º 14 de la Base Aérea en Charleston, Carolina del Sur, y un Hércules C-130 del Escuadrón de Transporte Aéreo N.º 133 de la Guardia Nacional Aérea de Minnesota son algunos de los ocho componentes activos de la guardia y de la reserva de la Fuerza Aérea de los EE. UU. que participaron en el evento.

Miembros de la Fuerza Aérea de los EE. UU. permanecen en formación durante la ceremonia de apertura del ejercicio de búsqueda y rescate Ángel de los Andes, bajo la dirección de Colombia, en el Comando de Combate Aéreo N.º 5 de la Base Aérea Arturo Lema Posada Air en Rionegro, Colombia, el 3 de septiembre de 2018. (Foto: Sargento Segundo de la Fuerza Aérea de los EE. UU. Angela Ruiz)

“Los EE. UU. han sido como un ‘hermano mayor’ durante muchos años; tenemos una relación muy especial de gratitud y respecto. Es por esto que son nuestros invitados de honor en este ejercicio”, manifestó el Gral. Bueno. “Si bien todos los países que participan son aliados importantes de Colombia, la relación entre los EE. UU. y Colombia es especial, ya que ellos nos ayudaron a superar nuestros momentos más difíciles, no solo a la Fuerza Aérea Colombiana, sino también a Colombia en general, en la lucha contra el narcoterrorismo y las amenazas del narcotráfico”

La primera semana del ejercicio se enfocó en actividades de respuesta en escenarios de catástrofes naturales como terremotos, incendios forestales y rescate en aguas abiertas, así como de auxilio en caso de accidentes aéreos. La segunda semana se enfocó en tareas de apoyo aéreo cercano y técnicas de búsqueda y rescate en combate.

“Esperamos trabajar con las mismas naciones amigas que participan en este ejercicio en un escenario real de asistencia humanitaria/ayuda ante catástrofes, dentro del área de operaciones del Comando Sur de los EE. UU.”, dijo el Mayor de la Fuerza Aérea de los EE. UU. Juan Pizarro, funcionario de las Fuerzas Aéreas del Sur en Colombia. Hubo más de 400 participantes de las fuerzas aéreas de 12 países; entre otros, Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Ecuador, Francia, Perú, República Dominicana y Uruguay.

“Coordinar a 11 países puede ser todo un desafío, pero creo que los colombianos hicieron un excelente trabajo al integrar a todas estas naciones y a todas las capacidades que aportaron al ejercicio”, expresó el May. Pizarro. El resto de las unidades estadounidenses que participaron fueron: el Escuadrón de Asesoramiento de Apoyo Móvil N.º 571 de la Base Aérea Travis en California, el Escuadrón de Rescate N.º 48, el Escuadrón de Rescate N.º 306, el Centro de Operaciones Aéreas N.º 612, el Escuadrón de Medicina Aeroespacial N.º 943 y la 12.a Fuerza Aérea (Fuerzas Aéreas del Sur), todos de la Base Aérea Davis Monthan, Arizona.

Compartir
Comentarios:
Le Gusta la Historia? Si 9
Cargando las Conversaciones