Diez oficiales mujeres se incorporan al nuevo contingente brasileño de la MINUSTAH

Ten Female Officers Among Brazil’s New MINUSTAH Contingent

Por Dialogo
febrero 24, 2015




Más de 200 mujeres militares brasileñas ya han participado en la Misión de las Naciones Unidas para la Estabilización de Haití (MINUSTAH). Un nuevo grupo se prepara para viajar en mayo rumbo al país centroamericano; son diez mujeres que se integran al 22.° Contingente Brasileño de la misión humanitaria.

Entre ellas está la Teniente Coronel Maria das Graças Andrade de Jesús, quien es abogada y prestará asesoramiento jurídico al 22.° Contingente del Comando del Batallón de Infantería de la Fuerza de Paz (BRABAT 22).

“Representar a Brasil en la Misión de Paz es motivo de orgullo para todo militar”, dijo la Teniente Coronel Andrade de Jesús. “El lema del BRABAT 22 es ‘Todo por un ideal’, con la certeza de que los desafíos serán constantes y que para vencerlos utilizaremos nuestros recursos más nobles, como el valor, la perseverancia y la fe.”

Brasil tiene actualmente 14 mujeres en el BRABAT, cuatro en el BRAENGCOY y una en el Grupo de Infantes de Marina, de acuerdo con el Ministerio de Defensa.

Haitianos apoyan el batallón brasileño


Otra oficial, la Teniente Paola de Carvalho Andrade, periodista, se desempeñará en la Sección de Comunicación Social (G10) del 22.º Contingente de la Compañía de Ingeniería de la Fuerza de Paz (BRAENGCOY). Ésta es su segunda participación en un contingente brasileño de MINUSTAH; la primera fue en 2007/2008, cuando se integró al BRABAT 8.

“Es innegable la gran motivación de participar en una Operación de Paz representando a mí país”, dijo la TTe. Cnel. Andrade de Jesus. “Participar en el BRABAT 8 fue una experiencia extremadamente gratificante, ya que el batallón brasileño es respetado y admirado por toda la población haitiana y por los contingentes de los demás países que integran la misión.”

Además de su función como asesora jurídica, también tuvo parte en las acciones de Cooperación Cívico-Militar (CIMIC), que incluyeron la distribución de alimentos y juguetes y la prestación de orientación médico-sanitaria que realizó el batallón.

“La experiencia en Haití superó mis expectativas. Considero que ha sido uno de los puntos más altos en mi carrera como abogada y oficial”, expresó. “Tuve la oportunidad de liderar y ser liderada, de aprender y enseñar, repasar consejos y valores, intercambiar experiencias, en resumen, de crecer profesionalmente y como ser humano.”

Lo que más llamó su atención durante la primera misión fue la posibilidad de interactuar con personas de diferentes países y culturas. “De esa forma conseguimos proporcionar a la población haitiana mejores condiciones de vida y seguridad.”

Esta vez, la Tte. Cnel. Andrade de Jesús también brindará asistencia jurídica al comando del batallón, orientando y fiscalizando la conducción y la regularidad de los procedimientos de investigación a cargo del Contingente, además de proponer trabajos preventivos de instrucción para los efectivos militares, elaborar recomendaciones y realizar otras misiones definidas por el comandante del BRABAT 22.

La misión ayuda a Haití a valerse por sí mismo


La Tte. Carvalho Andrade dijo que las misiones de paz aumentan la conciencia sobre los desafíos vividos por otros pueblos.

“Los problemas de países como Haití, Timor Oriental y Sudán son problemas de todos. Cuando un ser humano no es respetado, ninguno lo es”, enfatizó. “La MINUSTAH y las demás misiones brindan una esperanza de rescate de la dignidad, la autonomía y el respeto. Eso nos motiva.”

Durante la misión, ella brindará información a los medios de prensa del Ministerio de Defensa y de las Fuerzas Armadas. También servirá como enlace para quienes estén interesados en conocer más acerca del BRAENGCOY, que incluye a los órganos de prensa, organizaciones militares y ciudadanos brasileños o del extranjero.

“El G10 funciona como un Departamento de Comunicación y su tarea más interesante es la de contribuir para mantener la moral de las tropas”, destacó la teniente.

Según precisó, la mayor expectativa es que Haití consiga restablecer sus estructuras de Estado y que las instituciones reanuden sus operaciones.

“La MINUSTAH no resolverá los problemas de los haitianos, pero podrá minimizarlos, brindando las herramientas y la seguridad que necesitan para organizarse y asumir sus rumbos”, dijo. “Durante estos 11 años de la misión, hemos obtenido el respeto de la ONU y de la población haitiana. Eso fortalece la imagen de Brasil, pero por sobretodo fortalece nuestra identidad y la conciencia de que podemos hacer cosas y hacerlas bien.”

Intensa preparación


El entrenamiento que han recibido las dos mujeres es el mismo que para el resto de los efectivos de la misión.

“Recibimos entrenamientos diversos. Algunos están dirigidos a todos los militares del Contingente y otros son específicos para cada área de operaciones”, explicó la Tte. Carvalho Andrade.

La primera fase de preparación está descentralizada. Los soldados reciben información sobre la misión y las peculiaridades de Haití, además de instrucción de tiro, atención a la salud y derechos humanos. Después realizan actividades específicas, como las pasantías en Comunicación Social, pasantías de preparación para el Estado Mayor y cursos para intérpretes.

“Además de promover la rotación de militares, estas pasantías los ponen en contacto con la experiencia de quienes ya estuvieron en misiones anteriores", dijo la Tte. Carvalho Andrade. “Finalmente, se lleva a cabo una sesión de preparación centralizada: durante un mes, los militares participan en entrenamientos que simulan situaciones reales. Realizan distintas tareas y son sometidos a las mismas situaciones de presión que podrían encontrar en Haití.”

El 22.° Contingente Brasileño de la misión humanitaria debe permanecer en Haití por seis meses, pero la permanencia puede ser extendida por la ONU.





Más de 200 mujeres militares brasileñas ya han participado en la Misión de las Naciones Unidas para la Estabilización de Haití (MINUSTAH). Un nuevo grupo se prepara para viajar en mayo rumbo al país centroamericano; son diez mujeres que se integran al 22.° Contingente Brasileño de la misión humanitaria.

Entre ellas está la Teniente Coronel Maria das Graças Andrade de Jesús, quien es abogada y prestará asesoramiento jurídico al 22.° Contingente del Comando del Batallón de Infantería de la Fuerza de Paz (BRABAT 22).

“Representar a Brasil en la Misión de Paz es motivo de orgullo para todo militar”, dijo la Teniente Coronel Andrade de Jesús. “El lema del BRABAT 22 es ‘Todo por un ideal’, con la certeza de que los desafíos serán constantes y que para vencerlos utilizaremos nuestros recursos más nobles, como el valor, la perseverancia y la fe.”

Brasil tiene actualmente 14 mujeres en el BRABAT, cuatro en el BRAENGCOY y una en el Grupo de Infantes de Marina, de acuerdo con el Ministerio de Defensa.

Haitianos apoyan el batallón brasileño


Otra oficial, la Teniente Paola de Carvalho Andrade, periodista, se desempeñará en la Sección de Comunicación Social (G10) del 22.º Contingente de la Compañía de Ingeniería de la Fuerza de Paz (BRAENGCOY). Ésta es su segunda participación en un contingente brasileño de MINUSTAH; la primera fue en 2007/2008, cuando se integró al BRABAT 8.

“Es innegable la gran motivación de participar en una Operación de Paz representando a mí país”, dijo la TTe. Cnel. Andrade de Jesus. “Participar en el BRABAT 8 fue una experiencia extremadamente gratificante, ya que el batallón brasileño es respetado y admirado por toda la población haitiana y por los contingentes de los demás países que integran la misión.”

Además de su función como asesora jurídica, también tuvo parte en las acciones de Cooperación Cívico-Militar (CIMIC), que incluyeron la distribución de alimentos y juguetes y la prestación de orientación médico-sanitaria que realizó el batallón.

“La experiencia en Haití superó mis expectativas. Considero que ha sido uno de los puntos más altos en mi carrera como abogada y oficial”, expresó. “Tuve la oportunidad de liderar y ser liderada, de aprender y enseñar, repasar consejos y valores, intercambiar experiencias, en resumen, de crecer profesionalmente y como ser humano.”

Lo que más llamó su atención durante la primera misión fue la posibilidad de interactuar con personas de diferentes países y culturas. “De esa forma conseguimos proporcionar a la población haitiana mejores condiciones de vida y seguridad.”

Esta vez, la Tte. Cnel. Andrade de Jesús también brindará asistencia jurídica al comando del batallón, orientando y fiscalizando la conducción y la regularidad de los procedimientos de investigación a cargo del Contingente, además de proponer trabajos preventivos de instrucción para los efectivos militares, elaborar recomendaciones y realizar otras misiones definidas por el comandante del BRABAT 22.

La misión ayuda a Haití a valerse por sí mismo


La Tte. Carvalho Andrade dijo que las misiones de paz aumentan la conciencia sobre los desafíos vividos por otros pueblos.

“Los problemas de países como Haití, Timor Oriental y Sudán son problemas de todos. Cuando un ser humano no es respetado, ninguno lo es”, enfatizó. “La MINUSTAH y las demás misiones brindan una esperanza de rescate de la dignidad, la autonomía y el respeto. Eso nos motiva.”

Durante la misión, ella brindará información a los medios de prensa del Ministerio de Defensa y de las Fuerzas Armadas. También servirá como enlace para quienes estén interesados en conocer más acerca del BRAENGCOY, que incluye a los órganos de prensa, organizaciones militares y ciudadanos brasileños o del extranjero.

“El G10 funciona como un Departamento de Comunicación y su tarea más interesante es la de contribuir para mantener la moral de las tropas”, destacó la teniente.

Según precisó, la mayor expectativa es que Haití consiga restablecer sus estructuras de Estado y que las instituciones reanuden sus operaciones.

“La MINUSTAH no resolverá los problemas de los haitianos, pero podrá minimizarlos, brindando las herramientas y la seguridad que necesitan para organizarse y asumir sus rumbos”, dijo. “Durante estos 11 años de la misión, hemos obtenido el respeto de la ONU y de la población haitiana. Eso fortalece la imagen de Brasil, pero por sobretodo fortalece nuestra identidad y la conciencia de que podemos hacer cosas y hacerlas bien.”

Intensa preparación


El entrenamiento que han recibido las dos mujeres es el mismo que para el resto de los efectivos de la misión.

“Recibimos entrenamientos diversos. Algunos están dirigidos a todos los militares del Contingente y otros son específicos para cada área de operaciones”, explicó la Tte. Carvalho Andrade.

La primera fase de preparación está descentralizada. Los soldados reciben información sobre la misión y las peculiaridades de Haití, además de instrucción de tiro, atención a la salud y derechos humanos. Después realizan actividades específicas, como las pasantías en Comunicación Social, pasantías de preparación para el Estado Mayor y cursos para intérpretes.

“Además de promover la rotación de militares, estas pasantías los ponen en contacto con la experiencia de quienes ya estuvieron en misiones anteriores", dijo la Tte. Carvalho Andrade. “Finalmente, se lleva a cabo una sesión de preparación centralizada: durante un mes, los militares participan en entrenamientos que simulan situaciones reales. Realizan distintas tareas y son sometidos a las mismas situaciones de presión que podrían encontrar en Haití.”

El 22.° Contingente Brasileño de la misión humanitaria debe permanecer en Haití por seis meses, pero la permanencia puede ser extendida por la ONU.


Es bueno saber que Brasil sin duda es un país respetado y admirado por doquier. No obstante, la mayoría de los políticos son una vergüenza para Brasil, con tanta corrupción. Tenemos que decir basta ya a esos corruptos que tanta vergüenza traen a nuestra nación. Y ellas no tuvieron que quitarse la ropa y hacer escándalo en público com las feministas del "femen" para probar la fuerza de la mujer. ¡Felicitaciones! En Brasil hay miles de mujeres de valor en la policía federal, militar civil que muestran su fuerza al MOSTRAR SERVICIO y COMPETENCIA, y no mostrando los pechos por allí. PRIMERO TENEMOS QUE CUIDAR NUESTRA PROPIA CASA..... Felicitaciones a los lugartenientes que tan bien representan nuestro Brasil. Aprovechen para visitar mi sitio www.clubedoscompositores.com.br para imprimir el poema al DIA INTERNACIONAL DE LA MUJER para regalarles a las amigas. Antes de los poemas hay música con letra de mi autoría. Creo que les va a gustar la música y se van a reír bastante con los poemas humorísticos. Soy reservista. Tengo 78 años. Son lindas nuestras Fuerzas Armadas y nuestro himno nacional sin duda es el más lindo del mundo. Vayan con Dios. Este ejército honorable que tanto honra a sus miembros y a su pueblo jamás oprimirá su propio pueblo. ¡SELVA! Esta misión de "pacificar" a Haití me parece a mí una puesta en escena internacional para ocultar problemas muchos más relevantes como el auge de los Rojos Bolivarianos (Venezuela, Bolivia, Paraguay) que exportan descaradamente el narcotráfico de drogas y armamentos pesados a Brasil como escala para alcanzar el resto del mundo. Lo que necesita Haití con urgencia es un programa social y alimentación. Al final, es vecino de los EE.UU. y de Cuba. ¿No sería más indicado el Ejército de Salvación para tales misiones turísticas? la mujer siempre se va a destacar en cualquier ambito, es muy inmportante tomarla en cuenta y ya la historias lo ha dicho mucha veces..... desmoles un voto de confianza......... NUESTRAS MUJERES BRASILEÑAS SON CAPACES DE MUCHAS COSAS, HASTA DE LO IMPOSIBLE, PORQUE ESTAN CAPACITADAS PARA CUALQUIER TRABAJO. ADEMAS DE ESO, BRASIL ES UNA NACION INTELIGENTE. FELICITACIONES, ME DA MUCHO GUSTO.
Share