RIMPAC 2018 concluye con éxito

En su 26ª edición, el ejercicio multinacional impartió un entrenamiento intenso e inauguró varias primicias.
Felipe Lagos/Diálogo | 28 agosto 2018

Capacitación y Desarrollo

Más de 200 aeronaves y 45 buques de superficie de 25 países participaron del ejercicio multinacional Rim of the Pacific 2018, entre el 27 de junio y el 2 de agosto. (Foto: Armada de Chile)

El ejercicio marítimo multinacional más grande del mundo, realizado entre el 27 de junio y el 2 de agosto, concluyó después de más de un mes de entrenamiento riguroso en aguas y territorios de las islas de Hawái. Patrocinado por la Flota del Pacífico de la Marina de los EE. UU., Rim of the Pacific 2018 (RIMPAC) reunió a más de 25 000 militares, 45 buques de superficie, cinco submarinos y más de 200 aeronaves de 25 países.

Bajo el tema Socios Capaces y Adaptables, RIMPAC 2018 se enfocó en operaciones ante desastres naturales, de seguridad marítima y control del mar, así como ejercicios de guerra compleja. Los militares internacionales demostraron sus capacidades en entrenamientos que incluyeron artillería, misiles, ejercicios antisubmarinos y de defensa aérea, misiones contra la piratería, remoción de minas, eliminación de artefactos explosivos y operaciones anfibias, entre otras.

Elementos de Alemania, Australia, Canadá, Chile, Colombia, Corea del Sur, Estados Unidos, Francia, Japón, México, Nueva Zelanda, Perú y Reino Unido, entre otros, unieron sus esfuerzos para RIMPAC 2018. Israel, Sri Lanka y Vietnam participaron por primera vez.

Otra primicia del ejercicio fue la designación de la Armada de Chile como líder del Componente Marítimo de las Fuerzas Combinadas (CFMCC, en inglés) bajo el mando del Comodoro de la Armada de Chile Pablo Niemann Figari. Por primera vez en los más de 40 años de RIMPAC, una armada no angloparlante encabezó CFMCC.

“Se lograron cumplir con casi la totalidad de los objetivos nacionales que presentaron cada uno de los países participantes”, dijo el Comodoro Niemann. “De la misma forma, se logró cumplir con las orientaciones o requerimientos del mando [Vicealmirante de la Marina de los EE. UU. John Alexander, comandante de la Fuerza de Tarea Combinada de RIMPAC 2018]”.

Repuesta ante desastre y guerra naval

Entre los ejercicios realizados, los participantes de RIMPAC 2018 respondieron a un desastre natural simulado en la Base Conjunta Pearl Harbor-Hickam, ubicada en la isla de Oahu, Hawái. Según el escenario, un terremoto y un tsunami con gran impacto azotaron la isla, causando un gran número de víctimas y daños a la infraestructura que suscitaron una petición de ayuda militar internacional por parte del Gobierno de los EE. UU.

Militares de 10 países participaron de la simulación de ayuda humanitaria para rescatar a cientos de pacientes –300 voluntarios civiles–, dar primeros auxilios y transportar a las víctimas por helicóptero y ambulancia hacia varios hospitales de las islas de Hawái. El ejercicio cívico-militar también contó con la participación de organizaciones como la Federación Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, la Oficina de la Organización de las Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios y la Agencia de los EE. UU. para el Desarrollo Internacional, entre otras.

Otros ejercicios consistieron en operativos realizados por los cinco submarinos participantes, el USS Hawaii, USS Illinois y USS Olympia de la Marina de los EE. UU., así como el HMAS Rankin de la Armada Real de Australia y el ROKS Park Wi de la Armada de Corea del Sur. Los submarinos cumplieron tres misiones: anfibias, de guerra antisubmarina y de soporte a fuerzas de operaciones especiales.

Unidades del Cuerpo de Infantería de Marina de Chile participaron por primera vez del ejercicio RIMPAC 2018. (Foto: Armada de Chile)

Los submarinos apoyaron a una fuerza de operaciones especiales multinacional, compuesta por elementos de siete países, para ejecutar un desembarque anfibio en la costa de Oahu. Los tripulantes de los submarinos también participaron en ejercicios de detección y evasión con los buques de superficie y varias aeronaves. Asimismo, se destacó un tiro real de misil de crucero antibuque Harpoon, conducido por el USS Olympia, el cual golpeó exitosamente a un buque retirado que se había hundido para ese fin. Los ejercicios demostraron las capacidades de maniobras tácticas de los participantes y la interoperabilidad entre los países participantes.

“La operaciones multinacionales son complicadas”, dijo el Valmte. Alexander. “Se necesita habilidad para armar un equipo internacional y tener éxito […]. Este equipo demostró que trabaja muy bien junto y puede adaptarse rápidamente a un entorno dinámico”.

Alianzas duraderas

La Feria de la Innovación, llevada a cabo el 29 y 30 de junio, fue otra primicia de RIMPAC 2018. Patrocinada por la Tercera Flota de la Marina de los EE. UU. (C3F, en inglés), la exhibición contó con la participación de 22 países y expuso equipos sonares, vehículos submarinos no tripulados, tecnología de realidad virtual, así como desarrollos en el ámbito médico y espacial, entre otros.

La feria sirvió como plataforma de intercambio de tecnología entre países amigos. C3F prevé incrementar el alcance de la feria en RIMPAC 2020.

La participación de unidades de la Infantería de Marina de Chile fue inédita también, con la integración de 25 efectivos en las fuerzas de desembarque de RIMPAC 2018. Los infantes de marina chilenos entrenaron a la par de sus homólogos internacionales y desempeñaron sus tareas con éxito.

“Para nosotros es un honor representar a nuestra Infantería de Marina en el marco de sus 200 años de historia”, dijo el Subteniente del Cuerpo de Infantería de Marina de Chile Ernesto Iribarne. “Parte de nuestro personal esperaba encontrarse con unidades muy superiores en equipamiento y capacidades y la verdad siento que la sorpresa la estamos causando nosotros. Muchos infantes de marina de diferentes países se han mostrado sorprendidos con nuestro equipamiento y preparación”.

El ejercicio bianual realizado desde 1971 busca fortalecer la interoperabilidad entre las fuerzas armadas de países de la cuenca del Pacífico –y de otros países– con el fin de fomentar la estabilidad y garantizar la seguridad de las rutas marítimas en esa región. El ejercicio contribuye a consolidar los lazos de amistad entre países amigos.

“No podría estar más orgulloso de la capacidad de nuestro equipo internacional para completar con éxito un ejercicio como este”, concluyó el Valmte. Alexander. “Concluimos el ejercicio de forma segura y a la vez alcanzamos los objetivos nacionales de capacitación. Es un testimonio del talento y las alianzas duraderas que construimos a través de RIMPAC”.

Compartir
Comentarios:
Le Gusta la Historia? Si 16
Cargando las Conversaciones