Destacados: Una conversación con nuestros líderes

Sin tregua: Paraguay enfrenta al crimen organizado

Las Fuerzas Armadas de Paraguay innovan sus estrategias de combate en la lucha contra las organizaciones criminales transnacionales.
Geraldine Cook/Diálogo | 16 julio 2018

El Almirante Hugo Milciades Scolari Pagliaro, comandante de las Fuerzas Militares Paraguayas, considera que la cooperación regional en materia de seguridad es clave para derrotar a las organizaciones criminales transregionales y transnacionales. (Foto: Geraldine Cook, Diálogo)

Las amenazas a la seguridad de norte a sur del país mantienen al Almirante Hugo Milciades Scolari Pagliaro, comandante de las Fuerzas Militares Paraguayas, en alerta constante. Las acciones criminales del autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo, al norte, y las actividades ilícitas en la Triple Frontera, al sur, hacen que la tarea de las fuerzas militares no tenga tregua. Nuevas tácticas de combate y mayor apoyo a la población aunadas a patrullajes fronterizos y convenios de cooperación internacional son parte de las estrategias que el Almte. Scolari consolida para una lucha frontal contra las organizaciones criminales.

Para hablar de estos temas, el Almte. Scolari se reunió con Diálogo durante una visita a Asunción. El oficial también habló sobre la importancia de la colaboración internacional y el trabajo interagencial para combatir los flagelos a la seguridad.

Diálogo: ¿Cuál es el mayor reto a la seguridad paraguaya?

Almirante de la Armada Hugo Milciades Scolari Pagliaro, comandante de las Fuerzas Militares Paraguayas: Son varios los retos que enfrenamos en este mundo globalizado. Las Fuerzas Armadas deben por siempre constituirse en uno de los pilares de la democracia y de la libertad de los ciudadanos. Los retos principales son, además de las amenazas tradicionales, las amenazas emergentes como son las actividades ilícitas de grupos armados unidos a la mafia del cultivo y tráfico de estupefacientes, el lavado de dinero y la trata de personas que ponen en serio riesgo la seguridad, las inversiones y las actividades generadoras de producción y empleo en el Paraguay.

Diálogo: Cuando asumió  el mando en agosto de 2017, usted dijo que su mayor preocupación era combatir al autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP). ¿Qué nuevas estrategias de combate al EPP se han consolidado?

Almte. Scolari: Hemos avanzado en la lucha contra el EPP. Actualizamos nuestras acciones estratégicas, mejoramos las tácticas de combate y de relación con la comunidad. Hemos realizado acciones civiles con la población del norte del país donde opera el EPP, como la reparación de carreteras, escuelas y atención médica. Esta población tiene muchas necesidades básicas y nuestra presencia ayuda a que nos vean como una fuerza amiga. La situación de esta zona es bastante compleja, ya que además de enfrentar al EPP, realizamos operaciones antidrogas y acciones contra el abigeato de animales. Nuestros operativos se hacen estrictamente enmarcados dentro de los parámetros del respeto a los derechos humanos y con la participación de la Fiscalía General para no tener una incidencia negativa de la población. Nuestras acciones también están orientadas al fortalecimiento de la moral del personal militar.

Dentro de las estrategias, se modificó la Ley 1337 de Defensa y Seguridad Interna con la Ley 5036, que permite el empleo de las Fuerzas Armadas en defensa interna sin necesidad de declararse estado de excepción, y se dotó a la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC) de un presupuesto propio. Asimismo, se consolidó la Zona de Defensa Interna (ZDI) para entregar las a unidades especiales como el Batallón Conjunto de Fuerzas Especiales, el Comando del Ejército de Tropas Especiales, el Comando de la Armada, Batallón de los Comandos Anfibios, entre otros. También se adoptó un sistema de inteligencia con base en la experiencia de Colombia y Perú, y se mejoró el trabajo conjunto con otras instituciones de seguridad pública.

Diálogo: En su compromiso de fortalecer la lucha contra el narcotráfico, usted ratificó la importancia de fortalecer la FTC. ¿Qué resultados ha demostrado la FTC al combate de este flagelo?

Almte. Scolari: La institución encargada directamente de la lucha contra el narcotráfico es la Secretaría Nacional Antidrogas (SENAD). Las Fuerzas Armadas apoyamos fuertemente a la SENAD con personal militar, medios e inteligencia. Prácticamente el 70 por ciento del personal del SENAD es militar. Apoyamos sus acciones en el terreno y de forma táctica. Aunque la FTC se fortaleció en función a su misión específica de pacificar la ZDI, esto permitió el fortalecimiento de sus capacidades y un actuar más integral en sectores donde opera el narcotráfico (plantaciones, laboratorios, traslados, personas ligadas, etc.). Sin embargo, uno de los desafíos de la transformación que necesitan las Fuerzas Armadas es tener por ley un accionar directo en la lucha frontal contra el narcotráfico, ya que en la actualidad no tenemos ese imperativo legislativo. Por eso, estamos trabajando para entregar al nuevo Gobierno proyectos de leyes militares, entre los que se destaca la inclusión de las Fuerzas Armadas en el combate al narcotráfico sin opacar a la SENAD ni a la Policía Nacional, y continuar el trabajo conjunto. Cuando tengamos una ley que nos faculte a combatir frontalmente el narcotráfico, esto también permitirá que la misma SENAD se fortalezca. Con un trabajo coordinado por ley, la lucha antidroga va a ser mucho más efectiva. 

Diálogo: Usted suscribió un memorándum de entendimiento con el Ministerio de Relaciones Exteriores-Comisión Nacional Demarcadora de Límites (CNDL) para realizar acciones conjuntas en torno a la defensa de la soberanía nacional. ¿Qué tipo de colaboración coordinada y combinada realizan con la comisión para la protección de las fronteras?

Almte. Scolari: Las Fuerzas Militares colaboran con la protección territorial verificando las líneas de frontera. Trabajamos con la CNDL a través de un memorándum de entendimiento. La CNDL tiene sus pares con nuestros países limítrofes y anualmente hacen un recorrido de los límites geográficos para determinar si se han presentado modificaciones en el terreno. Por ejemplo, verificar que el rio Paraná, en sus límites con Argentina, no haya cambiado sus demarcaciones –erosiones o inundaciones que afectan el curso del mismo. Estas inspecciones son muy importantes para que las fronteras se mantengan con exactitud, ya que la verificación es fundamental para determinar que se respeten las demarcaciones.

Diálogo: En marzo, Colombia y Paraguay ratificaron su cooperación en materia de defensa para la seguridad nacional. ¿Qué tipo de cooperación combinada realizan con el país vecino en la lucha contra la criminalidad?

Almte. Scolari: Colombia, desde hace muchos años, nos está apoyando, en especial a la Policía Nacional, con entrenamiento antiterrorista. Colombia ha incrementado su ayuda con nuestras Fuerzas Armadas a través de expertos en inteligencia y operaciones centradas en la lucha contra el EPP. El intercambio de inteligencia e información nos da un beneficio muy grande para nuestras operaciones ya que la experiencia colombiana es invaluable. Tenemos policías y militares colombianos trabajando con nuestros policías y militares. Dentro del marco de cooperación también tenemos la participación combinada en ejercicios, el intercambio académico y de experiencias adquiridas en el campo de las operaciones militares, programas comunes para investigación, entre otros. Realmente ha sido muy útil el aporte que ha hecho y hace Colombia a nuestro país.

Diálogo: ¿Qué esfuerzos conjuntos y combinados de cooperación realizan los países de la Triple Frontera (Brasil, Argentina y Paraguay) para neutralizar el narcotráfico, reducir las operaciones del crimen organizado y la delincuencia común?

Almte. Scolari: Nuestra preocupación son los crímenes transnacionales que puedan ocurrir en la zona, como lo son el tráfico de drogas, armas, secuestros, terrorismo, entre otros. Estas amenazas son un flagelo en crecimiento; hay días que se gana, se empata y se pierde. Y aunque esa es nuestra realidad, tenemos la predisposición de combatirlos permanentemente y cumplir con nuestra misión. Por eso permanentemente se realizan esfuerzos conjuntos y combinados de cooperación en la Triple Frontera. La SENAD, la Policía Nacional y sus pares de Brasil y Argentina son quienes más acciones tienen para neutralizar el narcotráfico, reducir las operaciones del crimen organizado y la delincuencia común. Las Fuerzas Militares desplegadas en la Triple Frontera tienen previsiones establecidas con sus pares fronterizos para apoyar cualquier requerimiento de los elementos específicamente encargados. Es así como se realizan controles y patrullajes permanentes en zonas críticas y pasos obligados, al tiempo que se ejecutan operaciones de inteligencia que son compartidas con las agencias o instituciones de seguridad nacional y de los países vecinos para establecer los mecanismos preventivos  o de reacción correspondientes. La Armada Paraguaya está en adquisición de lanchas rápidas y la Fuerza Aérea tiene varios ejercicios con sus contrapartes de Brasil y Argentina con aviones y radares. Es importante resaltar que trabajamos en un marco de ley contra los aviones ilícitos que operan nuestros cielos para presentarlo al Gobierno.

Diálogo: ¿Qué tipo de intercambio en entrenamiento combinado conjunto realizan como parte de la cooperación militar con los Estados Unidos?

Almte. Scolari: El intercambio es muy amplio. Se realizan periódicamente intercambios con miembros del Comando de Operaciones Especiales Sur de los Estados Unidos por medio de entrenamientos en operaciones terrestres, aeromóviles y ribereñas. Nos envían cursos de inteligencia, enfermeros de combate, de francotiradores y de combatientes, entre otros. También participamos de ejercicios multinacionales como PANAMAX, UNITAS y Fuerzas Comando, del que nuestro país fue anfitrión en 2002 y 2017. 

Diálogo: ¿Qué aportes brinda el Paraguay a la lucha regional contra el crimen organizado transnacional?

Almte. Scolari: Tenemos convenios de defensa con Brasil y Argentina y muy buenas relaciones con la región en general. Tenemos un canal abierto en materia de cooperación y defensa con la policía y las fuerzas armadas de los países vecinos en temas de armas. Tenemos convenios con los países del área para el intercambio de información, ya que es la única forma más efectiva de combatir estos crímenes transnacionales. En la medida en que tengamos un mayor acercamiento regional va a ser más efectiva la lucha contra los crímenes y va a ayudar al desarrollo y seguridad de nuestros países. Considero que la cooperación regional en materia de seguridad es necesaria ya que es la clave para derrotar a las organizaciones criminales transregionales y transnacionales.

Compartir
Comentarios:
Le Gusta la Historia? Si 25
Cargando las Conversaciones