Primera mujer al mando de una estación de Guardacostas en Colombia

Primera mujer al mando de una estación de Guardacostas en Colombia

Por Myriam Ortega / Diálogo
marzo 16, 2020

La Armada Nacional de Colombia cuenta con 15 estaciones de Guardacostas encomendadas por frenar el delito en el mar, controlar la preservación del medioambiente y contribuir en las operaciones de búsqueda y rescate para asegurar la seguridad marítima en todo el territorio. Por primera vez en la historia de la institución naval colombiana, una mujer encabeza una de estas estaciones: se trata de la Capitán de Corbeta Raquel Elena Romero Quintero.

La Cap. de Corb. Romero es la primer mujer en asumir el rol de comandante de una estación de Guardacostas de la Armada Nacional de Colombia. (Foto: Estación de Guardacostas de Urabá)

Con 66 hombres y 11 mujeres a su mando, la Cap. de Corb. Romero lidera las operaciones de la Estación de Guardacostas de Urabá que abarcan la región al noroeste de Colombia fronteriza con Panamá, conocida como un corredor para el tráfico de droga, migrantes, especies de fauna y flora y mercancías.

“Este hecho [Urabá como corredor de criminalidad] hace que la Estación de Guardacostas de Urabá sea muy operativa”, dijo la oficial de 39 años que asumió el rol de comandante en enero de 2019. “Son 9600 kilómetros de mar y 430 km de costa donde tengo el deber y la función de defender la constitución y la soberanía, defender la vida en el mar, ejercer el control en toda la jurisdicción, así como contrarrestar todos los actos ilícitos en el mar”.

En su primer año encabezando la estación de Guardacostas, la Cap. de Corb. Romero lideró la incautación de más de 6 toneladas de cocaína, la captura de 17 criminales y la detención de siete barcos involucrados en el narcotráfico, entre otros logros. Asimismo su unidad rescató a 37 personas en peligro y a 99 migrantes irregulares.

“Es una mujer que alcanza lo que se propone sin importar las dificultades que se puedan presentar en el desarrollo de su trabajo y de sus operaciones”, dijo el Capitán de Navío Jorge Enrique Herrera, comandante de Guardacostas de la Armada Nacional de Colombia. “No es fácil que los hombres atiendan las órdenes de una mujer en un cargo operacional operativo, pero ella ha logrado romper esos paradigmas y la toman con mucho respecto”.

De niña la oficial quería ser profesora y tuvo la oportunidad de cumplir con su sueño, desempeñándose como decana de la Facultad de Ciencias Navales de la Escuela Naval de Cadetes Almirante Padilla e instructora de la Escuela Militar de Aviación Marco Fidel Suárez de la Fuerza Aérea Colombiana. Otras de sus funciones destacadas fueron jefe del Departamento de Logística en el buque ARC Cartagena de Indias y jefe de operaciones del buque ARC Providencia.

El rol actual de la oficial tampoco es su primer hito: la Cap. de Corb. Romero fue parte de la primera promoción de mujeres del Cuerpo Ejecutivo, conformado por los que han sido entrenados para ejercer el mando y la conducción de operaciones navales, funciones anteriormente reservadas para los hombres.

“[En el año 2000] en el que nosotras entramos, nos contaron que podríamos ser comandantes, poder navegar y ser comandantes de buque”, dijo la Cap. de Corb. Romero. “En ese momento, se nos abre un espectro diferente y muchas de nosotras decidimos que queríamos llegar a ser comandantes. Me acuerdo como si fuera ayer. Pensé, quiero ser comandante, quiero aportar a mi país”.

Share