Perú y los Estados Unidos aprenderán juntos en 2017

Las fuerzas armadas de ambos países entrenarán unidas para vencer al crimen organizado.
Julieta Pelcastre/Diálogo | 8 febrero 2017

Capacitación y Desarrollo

Efectivos del Comando Especial VRAEM entrenarán con militares estadounidenses en 2017, para reducir el accionar de los terroristas y narcotraficantes en esa región. (Foto: CCFFAA)

La cooperación entre las dos naciones es parte de un programa más amplio de actividades operacionales que las Fuerzas Armadas de Perú planean con fuerzas armadas extranjeras en el 2017. Esto elevará el nivel de entrenamiento y capacidad de operación del Ejército, la Fuerza Aérea y la Marina de Guerra del país, quienes obtendrán los conocimientos que les permitirán operar con y entre personal militar extranjero, informó el Congreso de la República de Perú el 24 de diciembre de 2016.

Los Estados Unidos y Perú reafirmaron la relación bilateral en una reunión en mayo de 2016 entre el Almirante de la Marina de los EE. UU. Kurt Tidd, comandante del Comando Sur de los EE. UU., y el ministro de la Defensa del Perú, Jakke Valakivi. Ambos hablaron sobre la relación bilateral en el sector de la defensa como también las maneras de contrarrestar las amenazas comunes a la seguridad en la región.

A pedido del Gobierno de Perú, personal militar estadounidense , ha realizado entrenamientos de forma regular en provecho del Comando de Inteligencia y Operaciones Especiales Conjuntas (CIOEC), y del Comando Especial del VRAEM, también conocido como CE-VRAEM, ambos de las Fuerzas Armadas peruanas.

Este año, los elementos de maniobra del CIOEC y del componente especial CE-VRAEM tendrán la oportunidad de mejorar sus capacidades de interoperabilidad por medio de entrenamiento conjunto con sus homólogos estadounidenses.

El programa de adiestramiento se llevará a cabo en los departamentos de Junín, Pasco y Cusco, e incluirá prácticas de operaciones especiales y equipo militar, bien como operaciones de información, de interoperabilidad y de campo.

Esas regiones de entrenamiento fueron seleccionadas por el Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas porque presentan elementos de maniobrabilidad con acceso a campos montañoso con áreas selváticas de densa vegetación y densas junglas, muy similares a las del VRAEM. El entrenamiento conjunto entre Perú y las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos no es novedad, y ha sido parte de la relación bilateral entre ambos durante décadas.

Es importante “mantener actualizado al personal a ser desplegado en áreas de operaciones para continuar reduciendo el accionar de los terroristas, que actúan en conjunción con el narcotráfico y así determinar su campo de acción, reduciendo su área de influencia y sus acciones delictivas en el VRAEM”, dijo a Diálogo el Capitán de Fragata Álvaro Palacios Aguilar, jefe del departamento de entrenamiento de la 7.a División del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas de Perú.

Además de esos adiestramientos, el Gobierno de Perú aprobó tres ejercicios de intercambio conjunto combinado en los que el personal militar de los dos países tendrá la oportunidad de perfeccionar sus técnicas de tácticas especiales, y mejorar su capacidad para realizar misiones de forma más efectiva.

Miembros de las Fuerzas Armadas y de la Policía Nacional también reciben invitaciones para participar en cursos de capacitación contra las drogas, que tendrán lugar en el Instituto del Hemisferio Occidental para la Cooperación en Seguridad, en la Academia Interamericana de las Fuerzas Aéreas, y en la Escuela Naval de Instrucción y Entrenamiento de Embarcaciones Pequeñas.

Por otra parte, las capacitaciones que brindan las propias Fuerzas Armadas del Perú y las recibidas por instrucción extranjera han contribuido a mejorar en forma significativa la situación en el VRAEM. Según el CCFFAA, las tácticas, técnicas y procedimientos de inteligencia afinadas durante los entrenamientos han mejorado las operaciones del CE-VRAEM, y como resultado lograron la destrucción de 259 pozas de maceración y laboratorios ilegales de producción de droga en 2016. También dieron lugar a la incautación de casi 8 toneladas de cocaína y destrucción de 22 pistas ilegales de aterrizaje.

Las acciones y operaciones de las Fuerzas Armadas peruanas realizadas en los últimos años lograron la captura y neutralización de los principales cabecillas de la organización terrorista Sendero Luminoso, la recuperación de poblaciones cautivas sometidas por esa organización delictiva y la incautación de armas de fuego y explosivos.

“Las Fuerzas Armadas lograron acercarse a la población más necesitada, vinculando los esfuerzos de los organismos del Estado y de las empresas privadas para resolver sus problemas más graves”, indicó el Cap. de Frag. Palacios.

“Las relaciones entre las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos y las Fuerzas Armadas de Perú datan de muchos años atrás. La conjunción de todos estos esfuerzos nos ha permitido estrechar los lazos de amistad entre Perú y los Estados Unidos”, dijo a Diálogo el Capitán de Fragata retirado Ricardo Román, asesor en materia de seguridad de la Marina de Guerra de Perú.

Las Fuerzas Armadas peruanas realizarán todos los esfuerzos para contribuir junto con otros sectores del Estado a llevar de manera progresiva la seguridad y desarrollo al VRAEM.

“Las experiencias y conocimientos adquiridos de los Estados Unidos significan un gran aporte a las técnicas de las Fuerzas Armadas [de Perú] porque las situaciones y escenarios cambian”, agregó el Cap. de Frag. (R) Román.

“El reto para este año es incrementar las operaciones de intervención multisectorial, en el marco de la estrategia integral de lucha contra el flagelo del terrorismo, que actúa en alianza con el narcotráfico”, concluyó el Cap. de Frag. Palacios.

Compartir
Comentarios:
Le Gusta la Historia? Si 32
Cargando las Conversaciones