Fronteras vigiladas

Patrolling the Borders

Por Brazilian Ministry of Defense
enero 23, 2017

El Sistema Integrado de Monitoreo de Fronteras (SISFRON), programa desarrollado por el Ejército de Brasil, contará con unos US$ 140 millones en 2017. Tendrá un equipo moderno que facilitará la vigilancia de la franja fronteriza que Brasil tiene con 10 países sudamericanos. El anuncio lo realizó el 4 de enero el ministro de Defensa Raúl Jungmann, tras una reunión ministerial con el presidente Michel Temer en el Palacio de Planalto. Durante la rueda de prensa, el ministro Jungmann también informó que las diferentes ediciones de la Operación Ágata, dirigidas por el ministerio de Defensa y coordinadas por el Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, ocurrirán con mayor frecuencia y puntualidad para sorprender a los delincuentes que operan en la franja fronteriza. El ministro recordó que esta operación que se efectuaba solo en un determinado período del año, demostró ser poco eficaz, y por eso fueron modificadas sus directrices. “La Operación Ágata será continua; no estará limitada a un período único. Utilizaremos el elemento sorpresa y contaremos con el apoyo del sistema de inteligencia”, explicó. El ministro Jungmann informó también que el gobierno tendrá a su disposición a 35.000 militares de la Armada, el Ejército y la Fuerza Aérea, quienes operarán en los casi 17.000 kilómetros de frontera. “Emplearemos a las tropas de las Fuerzas Armadas en diversos momentos”, informó. Plan de seguridad Con el fin de reforzar las acciones en el ámbito de la seguridad pública, el presidente Temer se reunió en el Palacio de Planalto con los principales ministros de su gobierno para debatir soluciones para este sector. Luego de casi tres horas, los ministros Jungmann; Alexandre de Moraes, del ministerio de Justicia y Ciudadanía; y Sergio Etchegoyen, del Gabinete de Seguridad Institucional, anunciaron las decisiones que serán implementadas ya sea por parte del gobierno federal, por los gobiernos estatales o por los municipales. “Es un programa factible que tendrá un impacto en la reducción de la delincuencia”, afirmó el ministro Jungmann. Asimismo, el ministro comentó que otro instrumento que resultará muy valioso para el control fronterizo es el Satélite Geoestacionario de Defensa y Comunicación (SGDC). El equipo será colocado en órbita el día 21 de marzo. El gobierno invirtió unos US$ 620 millones en el SGDC, y tendrá el control estatal desde las bases de Brasília y Río de Janeiro. El Programa Nacional de Seguridad Pública también ha planteado acciones en el ámbito del Ministerio de Justicia y Ciudadanía. Para el ministro De Moraes, el gobierno actuará en colaboración con los estados y municipios para buscar reducir la tasa de homicidios y crímenes contra las mujeres en todo el territorio nacional. Según informó, a partir de un estudio fueron identificadas tres ciudades capitales que lucharán en conjunto contra la delincuencia: Porto Alegre, Natal y Aracaju. En estas ciudades existe un mayor índice de violencia contra las mujeres. Además, en el transcurso de la última semana, el gobierno transfirió a los estados unos US$ 372 millones para la ampliación y mejora del sistema penitenciario. Asimismo, US$ 46 millones serán transferidos para la adquisición de un sistema para bloquear las señales de celulares en el 30 por ciento de las penitenciarías, y otros US$ 62 millones para la construcción de cinco nuevos penales, uno en cada región del país. El ministro de Defensa también informó que por pedido de la ministro Carmen Lúcia, presidenta del Supremo Tribunal Federal y del Consejo Nacional de Justicia, las Fuerzas Armadas actuarán en apoyo al Poder Judicial para la elaboración del censo penitenciario. El verdadero objetivo es realizar una radiografía del sistema carcelario del país, así como también investigar el perfil de los reclusos.
Share