Destacados: Una conversación con nuestros líderes

Fuerza Aérea Mexicana en proceso de modernización

La Fuerza Aérea Mexicana renueva su flota aérea y crea nuevas estrategias para combatir a las organizaciones criminales transnacionales.
Geraldine Cook, Diálogo | 6 agosto 2018

Para el General de División Miguel Enrique Vallín Osuna, comandante de la Fuerza Aérea Mexicana, el intercambio de información, experiencias y conocimiento son fundamentales para las fuerzas aéreas de la región. (Foto: Capitán Stephanie Schonberger, 12ᵒ Fuerza Aérea (Fuerzas Aéreas del Sur), Estados Unidos)

El objetivo del General de División Miguel Enrique Vallín Osuna, comandante de la Fuerza Aérea Mexicana (FAM), es construir una organización de gran capacidad estratégica y de respuesta inmediata además de movilidad táctica. Para ello, prepara a la FAM con capacitación y ampliación de personal, modernización de la flota aérea e infraestructura, y estrategias que le permitirán cumplir a cabalidad su función de defender la integridad, independencia y soberanía nacional. 

El Gral. de Div. Vallín participó de la LVIII Conferencia de Jefes de las Fuerzas Aéreas Americanas (CONJEFAMER), realizada en Ciudad de Panamá, Panamá, entre el 19 y 21 de junio de 2018. El alto mando militar conversó con Diálogo sobre su participación en el evento, la cooperación internacional y los avances del Plan 2030, entre otros temas.  

Diálogo: ¿Cuál es la importancia de la participación de México en la LVIII CONJEFAMER?

General de División Miguel Enrique Vallín Osuna, comandante de la Fuerza Aérea Mexicana: Como miembro activo del Sistema de Cooperación de las Fuerzas Aéreas Americanas (SICOFAA), es importante asistir a la CONJEFAMER para tener una participación –al igual que el resto de los demás miembros– con voz y voto en todas las resoluciones que se hagan. Aquí se acuerdan los trabajos y las actividades del próximo ciclo anual, que se inicia a partir de esta junta de comandantes de fuerzas aéreas.

Diálogo: ¿Por qué es importante para la FAM pertenecer al SICOFAA? ¿Cuáles son los beneficios?

Gral. de Div. Vallín: Para la FAM es fundamental pertenecer al SICOFAA –al igual que para el resto de los países miembros– por el intercambio de información, experiencias y conocimientos. Tenemos que estar preparados en los diversos ámbitos que nos interesan, desde las conferencias de medicina aeroespacial y la ayuda humanitaria hasta realizar operaciones aéreas combinadas, en particular en los aspectos de planeación operacional y logística, para estar listos antes de realizar determinada actividad o evento.

Diálogo: Para finales de 2018, la FAM tiene previsto culminar la primera de tres etapas de modernización previstas para del Plan 2030. ¿En qué consiste esta primera fase?

Gral. de Div. Vallín: El Plan 2030 es una estrategia interna de la Secretaría de la Defensa Nacional donde intervienen diversas dependencias del Estado Mayor. Este plan se estableció en tres etapas principales. La primera de ellas es llevar a cabo una reestructuración de la fuerza aérea a nivel de personal, como por ejemplo, mayor ingreso de personal femenino a los planteles e instituciones militares. La segunda tiene que ver con la parte de material para la modernización de la flota aérea y la tercera con la infraestructura. En esta primera etapa y bajo la administración del presidente Enrique Peña Nieto, se adquirieron 41 aeronaves de ala rotativa Black Hawk, EC-725 Cougar, y Bell 407GX; 102 aeronaves de ala fija T-6C Texan, C-295M/W, C-27J Spartan, Grop G120TP, y Boeing 737-800, y dos sistemas aéreos no tripulados.

Diálogo: ¿Cómo se prepara la FAM para la ayuda humanitaria y la atención a desastres naturales?

Gral. de Div. Vallín: Preparamos a los integrantes de la FAM de diferente formas. Lo hacemos por medio de ejercicios simulados en coordinación con el Ejército Mexicano. Tenemos el Centro de Adiestramiento del Ejército y la Fuerza Aérea donde acuden nuestros oficiales a cursos en materia de protección civil para lograr un adoctrinamiento y estandarización de los procedimientos. También contamos con la experiencia propia que nos ha dejado los más de 50 años del Plan DN-III-E (un plan de auxilio a la población civil en casos de desastre). Este plan, que es el instrumento operativo para los lineamientos generales del Ejército y la Fuerza Aérea para realizar actividades de ayuda a la población en caso de desastre, nos permite pensar y actuar en un mismo orden a todos los integrantes de las fuerzas militares desde los altos mandos y oficiales para saber qué es lo que tenemos que hacer en caso de auxilio a la comunidad y estar en capacidad de actuar de inmediato.

Diálogo: La FAM juega un papel muy importante en la lucha contra el narcotráfico en México. ¿Qué nuevas estrategias de combate se han consolidado en este aspecto?

Gral. de Div. Vallín: Una de las estrategias es la implementación del despliegue de escuadrillas de fumigación en las áreas de alta incidencia de marihuana y amapola. Estas escuadrillas se materializan en dos períodos anuales con base en el ciclo vegetativo de los plantíos de enervantes. Las operaciones de las escuadrillas se apoyan con helicópteros que ayudan al reconocimiento del terreno y al transporte en áreas de difícil acceso por parte del personal castrense. 

Diálogo: ¿Qué tipo de colaboración internacional existe entre la FAM y la Fuerza Aérea de los Estados Unidos?

Gral. de Div. Vallín: Existe una relación bilateral de cooperación en todos los ámbitos entre nuestras fuerzas armadas y aéreas desde el aspecto operativo, logístico, de capacitación y adiestramiento. Esta cooperación nos permite un buen entendimiento para ambos países.

Compartir
Comentarios:
Le Gusta la Historia? Si 14
Cargando las Conversaciones