Guatemala: Detienen a 10 presuntos integrantes de la Familia Mendoza

Por Dialogo
noviembre 26, 2014



Gracias a los esfuerzos de los efectivos de seguridad guatemaltecos, el despiadado mandato del grupo del crimen organizado Mendoza podría estar próximo a su fin.

Un equipo de soldados del Ejército de Guatemala, policías y fiscales capturaron a Haroldo Mendoza Matta, el presunto líder del grupo organizado, así como a otros nueve sospechosos durante redadas simultáneas en cuatro departamentos de Guatemala, el 20 de noviembre. La operación fue realizada por 110 efectivos antinarcóticos, 100 soldados, 20 integrantes de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) y más de 20 fiscales.

Efectivos de seguridad detuvieron a los individuos por cargos entre los que se incluyen homicidio, asociación ilícita, desaparición forzosa de personas y hurto agravado. La mayoría de los detenidos son presuntos sicarios de la organización delictiva; todos están acusados de una masacre de siete personas en el departamento costero de Izabal, el 15 de noviembre.

Además de Haroldo Mendoza Matta, efectivos de seguridad capturaron a José Alfredo Portillo Mendoza, Félix Samuel Cruz Sánchez, Wilfrido Canahui Chavarría, Mario Enrique Muñoz, Gersy Nathanael Velásquez Alvarado, Juan Ángel Colindres, Ángel Felipe López, Juan José Pineda Alvarenga y Estuardo Omar González Ortiz, según la CICIG.

“Ésta no es una banda cualquiera”, dijo a los periodistas el director de la CICIG, Iván Velásquez. “Es un ejército privado en Izabal que tenía azotada a la población de Izabal.”

La familia Mendoza amasó su fortuna gracias al narcotráfico, controlando la mayoría de las rutas de contrabando del país centroamericano. El expresidente Álvaro Colom describió en su momento a los Mendoza como “narcos que nadie toca”. Sin embargo, el control de la familia Mendoza en el comercio de narcóticos se había debilitado en los últimos años, gracias a los esfuerzos de las autoridades de seguridad y la incursión en Guatemala de Los Zetas, uno de los grupos de narcotráfico más poderosos de México.

Guatemala es un punto clave de transbordo para las organizaciones narcotraficantes sudamericanas. Casi el 90% de la cocaína que llega a Estados Unidos lo hace a través de México y Centroamérica, según la Junta Internacional de Fiscalización de Estupefacientes de las Naciones Unidas.

Los arrestos marcan una gran victoria para la CICIG, que se creó en 2007, y se espera se disuelva en septiembre de 2015. También son una victoria para el presidente Otto Pérez Molina, quien estableció como una de sus principales prioridades la lucha contra los narcóticos desde que asumió su cargo en enero de 2012 y cuyo gobierno ha reforzado su relación de cooperación con Estados Unidos. A cambio, Estados Unidos ha donado seis helicópteros valuados en aproximadamente US$11 millones, dispositivos de visión nocturna y otros equipos militares para ayudar en la lucha de Guatemala contra los narcóticos; también ha donado grúas para mejorar la infraestructura del país, por lo cual la suma total de la donación alcanza los US$40 millones.

Las donaciones representan “un voto de confianza a Guatemala de parte de Estados Unidos”, dijo Pérez Molina, veterano del Ejército de Guatemala, a los periodistas. Guatemala y Estados Unidos cooperan en la lucha contra las organizaciones delictivas transnacionales, principalmente mediante el intercambio de información y recursos.

Operación MARTILLO: El buque de guerra británico HMS Argyll logra otra gran incautación de cocaína


El buque de guerra británico HMS Argyll recientemente realizó su tercera incautación de cocaína en tres meses en el Caribe, en el marco de la Operación MARTILLO, un esfuerzo multinacional por detener las rutas ilícitas de narcotráfico en aguas costeras a lo largo del istmo centroamericano.

El Argyll incautó 850 kg de cocaína que presuntos narcotraficantes arrojaron de un buque a mediados de noviembre. Los individuos arrojaron la cocaína por la borda luego de que buques patrulla del Argyll rodearan su embarcación.

En total, fuerzas de seguridad británicas incautaron 1.600 kg de cocaína valuada en US$106,87 millones, según la Marina Real. Realizaron la incautación más reciente luego de que el buque recibiera información de parte de una aeronave estadounidense sobre una embarcación sospechosa a 70 millas. Las Fuerzas Armadas no revelaron la ubicación exacta y el número de presuntos narcotraficantes detenidos en la acción.

El Comandante del Argyll, Paul Hammond, dijo que la acción fue la más difícil que realizó la tripulación, ya que se produjo por la noche y sin el apoyo de helicópteros.

La Operación MARTILLO combina las fuerzas de 10 países americanos: Belice, Colombia, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, Canadá y Estados Unidos, junto a Francia, Holanda, España y el Reino Unido, que trabajan en cooperación para combatir el narcotráfico internacional, reforzar la seguridad regional y promover la paz, la estabilidad y la prosperidad a lo largo del Caribe y Centro y Sudamerica.


Gracias a los esfuerzos de los efectivos de seguridad guatemaltecos, el despiadado mandato del grupo del crimen organizado Mendoza podría estar próximo a su fin.

Un equipo de soldados del Ejército de Guatemala, policías y fiscales capturaron a Haroldo Mendoza Matta, el presunto líder del grupo organizado, así como a otros nueve sospechosos durante redadas simultáneas en cuatro departamentos de Guatemala, el 20 de noviembre. La operación fue realizada por 110 efectivos antinarcóticos, 100 soldados, 20 integrantes de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) y más de 20 fiscales.

Efectivos de seguridad detuvieron a los individuos por cargos entre los que se incluyen homicidio, asociación ilícita, desaparición forzosa de personas y hurto agravado. La mayoría de los detenidos son presuntos sicarios de la organización delictiva; todos están acusados de una masacre de siete personas en el departamento costero de Izabal, el 15 de noviembre.

Además de Haroldo Mendoza Matta, efectivos de seguridad capturaron a José Alfredo Portillo Mendoza, Félix Samuel Cruz Sánchez, Wilfrido Canahui Chavarría, Mario Enrique Muñoz, Gersy Nathanael Velásquez Alvarado, Juan Ángel Colindres, Ángel Felipe López, Juan José Pineda Alvarenga y Estuardo Omar González Ortiz, según la CICIG.

“Ésta no es una banda cualquiera”, dijo a los periodistas el director de la CICIG, Iván Velásquez. “Es un ejército privado en Izabal que tenía azotada a la población de Izabal.”

La familia Mendoza amasó su fortuna gracias al narcotráfico, controlando la mayoría de las rutas de contrabando del país centroamericano. El expresidente Álvaro Colom describió en su momento a los Mendoza como “narcos que nadie toca”. Sin embargo, el control de la familia Mendoza en el comercio de narcóticos se había debilitado en los últimos años, gracias a los esfuerzos de las autoridades de seguridad y la incursión en Guatemala de Los Zetas, uno de los grupos de narcotráfico más poderosos de México.

Guatemala es un punto clave de transbordo para las organizaciones narcotraficantes sudamericanas. Casi el 90% de la cocaína que llega a Estados Unidos lo hace a través de México y Centroamérica, según la Junta Internacional de Fiscalización de Estupefacientes de las Naciones Unidas.

Los arrestos marcan una gran victoria para la CICIG, que se creó en 2007, y se espera se disuelva en septiembre de 2015. También son una victoria para el presidente Otto Pérez Molina, quien estableció como una de sus principales prioridades la lucha contra los narcóticos desde que asumió su cargo en enero de 2012 y cuyo gobierno ha reforzado su relación de cooperación con Estados Unidos. A cambio, Estados Unidos ha donado seis helicópteros valuados en aproximadamente US$11 millones, dispositivos de visión nocturna y otros equipos militares para ayudar en la lucha de Guatemala contra los narcóticos; también ha donado grúas para mejorar la infraestructura del país, por lo cual la suma total de la donación alcanza los US$40 millones.

Las donaciones representan “un voto de confianza a Guatemala de parte de Estados Unidos”, dijo Pérez Molina, veterano del Ejército de Guatemala, a los periodistas. Guatemala y Estados Unidos cooperan en la lucha contra las organizaciones delictivas transnacionales, principalmente mediante el intercambio de información y recursos.

Operación MARTILLO: El buque de guerra británico HMS Argyll logra otra gran incautación de cocaína


El buque de guerra británico HMS Argyll recientemente realizó su tercera incautación de cocaína en tres meses en el Caribe, en el marco de la Operación MARTILLO, un esfuerzo multinacional por detener las rutas ilícitas de narcotráfico en aguas costeras a lo largo del istmo centroamericano.

El Argyll incautó 850 kg de cocaína que presuntos narcotraficantes arrojaron de un buque a mediados de noviembre. Los individuos arrojaron la cocaína por la borda luego de que buques patrulla del Argyll rodearan su embarcación.

En total, fuerzas de seguridad británicas incautaron 1.600 kg de cocaína valuada en US$106,87 millones, según la Marina Real. Realizaron la incautación más reciente luego de que el buque recibiera información de parte de una aeronave estadounidense sobre una embarcación sospechosa a 70 millas. Las Fuerzas Armadas no revelaron la ubicación exacta y el número de presuntos narcotraficantes detenidos en la acción.

El Comandante del Argyll, Paul Hammond, dijo que la acción fue la más difícil que realizó la tripulación, ya que se produjo por la noche y sin el apoyo de helicópteros.

La Operación MARTILLO combina las fuerzas de 10 países americanos: Belice, Colombia, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, Canadá y Estados Unidos, junto a Francia, Holanda, España y el Reino Unido, que trabajan en cooperación para combatir el narcotráfico internacional, reforzar la seguridad regional y promover la paz, la estabilidad y la prosperidad a lo largo del Caribe y Centro y Sudamerica.
Share