Fuerza de Tarea Conjunta de Paraguay refuerza presencia para mejorar la seguridad

Después de los asesinatos en el término de una semana de cinco agentes de policía que pertenecían a la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC), el Ejército ha aumentado su presencia en el norte de Paraguay.
Marta ESCURRA | 13 agosto 2015

Efectivos militares paraguayos fueron desplegados en la zona de Santa Rosa del Aguaray para mejorar la seguridad de los civiles y ayudar en la búsqueda de los sospechosos que mataron a cinco policías entre el 12 y el 17 julio. [Foto: Fuerza de Tarea Conjunta]

Las Fuerzas Armadas de Paraguay han aumentado su presencia en la región norte del país, en respuesta a los recientes ataques presuntamente cometidos por el Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) en los que murieron cinco policías que formaban parte de la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC).

La Fuerza de Tarea Conjunta envió refuerzos a la zona para proteger a los civiles contra el EPP y encontrar a los responsables de los asesinatos. Las autoridades militares han dispuesto la movilización de un “contingente significativo” de miembros del servicio que se desplegarán a los departamentos de San Pedro y Amambay, dijo el Ministro del Interior, Francisco de Vargas, quien por motivos de seguridad se negó a revelar cuántos soldados adicionales fueron enviados a esos departamentos.

“Los militares están en este momento en la zona de Santa Rosa del Aguaray colaborando con las investigaciones y con la búsqueda de los ocho sospechosos de haber perpetrado los ataques”, dijo el Coronel Jorge Mieres, director de comunicaciones de la Dirección de Comunicación Social del Ejército (DICOSO).

El 12 de julio, presuntos miembros del Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) asesinaron a los Sargentos Adalberto Candia Sanabria, de 44 años, y Egidio Ramón Chávez, de 32, de la Policía Nacional, en una emboscada en Yaguareté Forest, límite de los departamentos de San Pedro y Amambay.

“Ellos fueron emboscados por unas ocho personas quienes los acribillaron y luego incendiaron la patrulla”, dijo el Mayor Alfredo Jonás Ramírez, vocero de la FTC de Paraguay, en una conferencia de prensa el 14 de julio.

Cinco días después del primer ataque, el 17 de julio, otros tres policías fueron también asesinados en un segundo tiroteo. Los Sargentos Agustín Romero, de 40 años; Roque Salinas, de 28, y Crispín Rojas, de 34, iban a bordo de una patrulla cuando fueron emboscados y acribillados en la zona de la colonia Yaguareté Forest, en el distrito de Santa Rosa del Aguaray.

Ataque del EPP a las fuerzas de seguridad

Según el Ministro del Interior, Francisco De Vargas, el EPP ataca a las fuerzas policiales que pertenecen a la FTC, porque las considera “su enemigo”. Por ejemplo, desde el 5 de julio de 2014, el grupo tiene secuestrado al policía Edelio Morínigo.

Sin embargo, las autoridades no dejarán que estos ataques del EPP intimiden a los uniformados, dijo el Ministro De Vargas durante una conferencia de prensa el 18 de julio.

Las fuerzas de seguridad han estado trabajando en la región desde hace dos años para erradicar a la organización terrorista y la Agrupación Campesina Armada (ACA), una rama del EPP.

Un reciente informe de inteligencia indica que células terroristas del EPP y de la ACA se están desplazando más allá de su área original de influencia -los departamentos de San Pedro y Concepción- y también están operando en el departamento de Amambay, precisó el ministro.

Además de enfrentar al EPP y la ACA, la FTC trabaja en estrecha colaboración con los residentes locales, lo que incluye reuniones periódicas y ayuda para proporcionar servicios básicos a la región, como atención médica y educación.

Por ejemplo, los días 1 y 2 de agosto, efectivos militares y policiales, junto con organismos civiles del gobierno colaboraron para llevar a cabo la operación Ñepohano y Py'a Guapy II, una iniciativa que proporcionó atención médica y dental a 6.000 personas.

La operación también ofreció varias conferencias en las que los funcionarios desalentaban a los jóvenes de unirse a grupos ilegales y participar en actividades ilícitas, como el tráfico de drogas.

Compartir
Comentarios:
Le Gusta la Historia? Si 114
Cargando las Conversaciones