El Salvador captura a uno de los delincuentes más buscados

Francisco Adalberto Ábrego es acusado de varios homicidios y de ser el cabecilla de una célula de la Mara Salvatrucha.
Lorena Baires/Diálogo | 10 abril 2018

Amenazas Transnacionales

Francisco Adalberto Ábrego, alias “El Strooper”, fue detenido el 26 de marzo de 2018 en el departamento de La Libertad. Se encontraba entre los 100 pandilleros más buscados en El Salvador. (Foto: Gloria Cañas, Diálogo)

La Policía Nacional Civil (PNC) de El Salvador asestó un nuevo golpe a la estructura criminal de la Mara Salvatrucha (MS13). En una operación el 26 de marzo de 2018, capturó a Francisco Adalberto Ábrego, alias “Francisco” y alias “El Strooper”, en un rancho de una playa del departamento de La Libertad. Ábrego formaba parte de la lista de los 100 delincuentes más buscados por Crime Stoppers El Salvador.

Ábrego es reclamado en los tribunales por contar con tres órdenes de captura por los delitos de feminicidio, homicidio agravado y homicidio agravado en grado de tentativa, además de ostentar el rango de “palabrero” (líder) en la célula delictiva Directos Locos Salvatruchos, subgrupo de la MS13, vinculada a una red de extorsión y diversas actividades de narcomenudeo en el departamento de San Vicente, El Salvador.

“Nuestros equipos de inteligencia obtuvieron información un par de días atrás [marzo 24 de 2018] de que Ábrego llegaría con otros pandilleros a la playa El Tunco”, detalló la subcomisionada Karla Andrade, jefa de la delegación La Libertad Centro-Sur de la PNC. “Se coordinó [la operación] con las unidades del departamento de La Libertad y se les capturó en un rancho privado del pasaje uno”.

Ayuda ciudadana

Ábrego llegó al rancho con diez pandilleros a bordo de tres automóviles alquilados, para realizar una fiesta. El ruido alertó a los vecinos, quienes llamaron al sistema anónimo de emergencias de la PNC para reportar la irregularidad. El aviso terminó de confirmar la información que ya tenían las autoridades sobre el destino que habían tomado los delincuentes. “Ya incluso hicimos las pruebas técnicas pertinentes y en los tres vehículos hay indicios de que ahí se transportaron drogas”, añadió la subcomisionada Andrade.

El pandillero es acusado de ser el autor material de varios homicidios y de ser uno de los líderes de la Mara Salvatrucha en El Salvador. (Foto: Gloria Cañas, Diálogo)

En el grupo estaban también dos pandilleros considerados criminales de alta peligrosidad. Darwin Steven Castellanos, conocido también como José Ulises Castellanos, alias “El Soviético”, tenía una orden de captura por homicidio; y Dennis Alfonso Flores, alias “El Muco”, acumulaba cinco órdenes de captura, tres por el delito de homicidio y dos por integración de organizaciones terroristas. En el rancho fueron también capturados ocho pandilleros que delinquían bajo las órdenes de Ábrego. Los detenidos fueron remitidos a un juzgado especializado, acusados de pertenecer en forma activa a organizaciones terroristas. Ábrego, Castellanos y Flores tendrán además que responder en forma individual por los delitos detallados en las acusaciones previas en su contra.

Pandillas, grupos criminales transnacionales

Ante la creciente ola de delitos y hechos violentos protagonizados por los criminales tanto en El Salvador como en los Estados Unidos, el Departamento del Tesoro de los EE. UU. incluyó a la MS13 en la lista de organizaciones criminales trasnacionales en 2012. La institución estadounidense incluyó la participación de la mara en serias actividades criminales transnacionales, como tráfico de drogas, secuestro, tráfico de personas, tráfico sexual, homicidio, asesinato, extorsión, chantaje y delitos de inmigración.

Para ejercer un mayor peso judicial sobre los integrantes de los grupos del crimen organizado, la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia de El Salvador, máxima instancia de interpretación de las normas jurídicas en el país, declaró en octubre de 2015 que las maras MS13 y Barrio 18 son consideradas organizaciones terroristas. “Las actividades de estos grupos constituyen el ejercicio organizado y sistemático de la violencia, que mediante afectaciones concretas de bienes jurídicos individuales o colectivos buscan intimidar de forma general a la población, controlar territorios poblacionales, compeler a las autoridades gubernativas a negociar concesiones penitenciarias o de otra índole y afectar el sistema económico de una nación, en el marco de la institucionalidad democrática y el sistema de derechos fundamentales contemplados en la Constitución”, explica la Sala de lo Constitucional en el documento.

Crime Stoppers es un programa de captación de información ciudadana en forma anónima, que nació en 1976 en los Estados Unidos. La ciudadanía denuncia hechos delictivos en su comunidad, y el programa compagina la información en una valiosa herramienta para las autoridades. El programa fue implementado en El Salvador en 2012, y funciona en coordinación con el Ministerio de Justicia y Seguridad Pública a través de la PNC y la Fiscalía General de la República.

Compartir
Comentarios:
Le Gusta la Historia? Si 4
Cargando las Conversaciones