EE. UU. envía 200 respiradores más a Brasil para la lucha contra el COVID-19

EE. UU. envía 200 respiradores más a Brasil para la lucha contra el COVID-19

Por Embajada de los EE. UU. en Brasil
agosto 10, 2020

El 29 de julio, a través de la Agencia de los EE. UU. para el Desarrollo Internacional (USAID en inglés), el Gobierno de los EE. UU. donó a Brasil un segundo cargamento con 200 respiradores nuevos de última generación para contribuir en la lucha contra el COVID-19.

Los respiradores, de producción estadounidense, cuentan con tecnología de punta, en alta demanda. Son compactos, desplegables y facilitarán el tratamiento de pacientes afectados por el virus en Brasil. Para los enfermos cuyos pulmones no mejoran a pesar de recibir oxígeno, este recurso vital podría salvarles la vida.

El embajador de los EE. UU. en Brasil, Todd C. Chapman, destacó la iniciativa: “Seguimos cumpliendo con la agenda del presidente Trump, que busca fortalecer nuestra relación con Brasil. Con este segundo envío de 200 respiradores, seguimos cumpliendo con la promesa del presidente Trump.  Estos respiradores están destinados a ayudar a aquellos brasileños que más lo necesitan”.

USAID está financiando un paquete especial de asistencia adicional que incluye mantenimiento y garantía, además de accesorios como equipamiento de monitoreo, tubos y filtros. Esta donación se suma a los USD 15 millones que el Gobierno de los EE. UU. prometió a Brasil como ayuda para combatir la pandemia, y aproximadamente USD 55 millones de empresas estadounidenses en Brasil.

Otros esfuerzos financiados por el Gobierno de los EE. UU. incluyen actividades de apoyo inmediato en materia de salud, agua potable, saneamiento e higiene para las comunidades vulnerables del Amazonas, incluyendo comunicaciones de riesgo y trabajo con la comunidad, la prevención y el control de enfermedades en instalaciones hospitalarias, agua y saneamiento y monitoreo de enfermedades y respuesta rápida; apoyo para refugiados y comunidades receptoras que luchan contra la pandemia; e incentivos para el sector privado para abordar los impactos de la enfermedad no relacionados con la salud en poblaciones vulnerables rurales y urbanas.

A través del Departamento de Defensa, el Gobierno de los EE. UU. anunció el 21 de julio que donará un hospital de campaña en Bacanal, una ciudad ubicada a 240 kilómetros de São Luís, Maranhão, el cual contará con 40 camas, camillas, aires acondicionados, suministros de limpieza y generadores de electricidad.  Además de la estructura y suministros hospitalarios, los EE. UU. donarán USD 50 000 en kits de productos para higiene personal y USD 50 000 despensas con alimentos para el estado de Maranhão.

Durante décadas, los EE. UU. han sido el principal proveedor de asistencia sanitaria bilateral en el mundo. Desde 2009, los contribuyentes estadounidenses han financiado generosamente más de USD 100 000 millones en asistencia sanitaria internacional y casi USD 70 000 millones en asistencia humanitaria.

Share