Cuerpo de Ingenieros del Ejército de Ecuador conecta comunidades afectadas por el terremoto

Ecuadorean Army Corps of Engineers Connects Communities Affected by Earthquake

Por Alex Ormaza/Diálogo
agosto 19, 2016

Un puente portátil tipo Bailey fue clave para conectar el aeropuerto de Tachina con la ciudad de Esmeraldas en Ecuador. El puente prefabricado para uso militar sirvió para evacuar y llevar ayuda a las víctimas del terremoto de 7,8 grados en la escala de Richter que afectó al país andino el 16 de abril, dejando 671 muertos y más de 6.000 heridos. El puente había sido previamente instalado de forma temporal por el Cuerpo de Ingenieros del Ejército de Ecuador (CEE) como parte del proyecto de construcción de un complejo de siete puentes en la región. “Por su versatilidad y flexibilidad, estos puentes nos permiten llegar a sitios bastante distantes y dar un flujo continuo. En este caso, para dar acceso a lugares a donde no se podía llevar ayuda humanitaria o a zonas donde otros puentes colapsaron”, dijo a Diálogo el General de Brigada Pedro Mosquera Burbano, comandante del CEE además de ingeniero civil graduado en la Escuela Politécnica del Ejército ecuatoriano. “Siempre hemos tenido como dotación los puentes tipo Bailey”. Horas después del terremoto, el Batallón Puentes del CEE, recibió la orden de movilizarse a las zonas afectadas por el sismo, señaló el Gral. de Bda. Mosquera. “Nuestro escalón superior, el Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, a través del Comando del Ejército, nos ordenó coordinar con diferentes ministerios para realizar trabajos como dotación de vías, acceso a agua potable y activar albergues para los damnificados”. El Batallón Puentes estaba preparado para actuar frente a desastres naturales. “Hemos instalado un poco más de 300 metros de estos puentes después del terremoto y en ocasiones hemos tenido que reubicar otros para lo que se realizó un censo de puentes que no estaban en la red primaria”. El CEE cuenta con seis batallones de ingenieros de combate. Los criterios fueron ubicar a las poblaciones a las que originalmente solo se podía llegar por vía aérea. “Enviamos a nuestros soldados a realizar los reconocimientos técnicos, obstáculos a vencer y condiciones de orillas. La misión era no tener poblaciones aisladas y acceder a las ciudades más afectadas como Pedernales, Manta, Portoviejo, Canoa, y Bahía de Caráquez”, dijo el General Mosquera. “Nos concentramos en las ciudades más pequeñas, en el norte de Manabí; en las más grandes empezaron a hacer sus trabajos el ministerio de Obras Públicas, Consejos Provinciales y otras autoridades”. El CEE también recibió la orden de concentrarse en el mantenimiento de los albergues, las vías y los puentes. En su tarea de evaluación de daños, el CEE determinó que varios puentes requerían reparación o reinstalación. “Unos cuantos se habían caído y otros habían sufrido daños y necesitaban reparaciones”, dijo a Diálogo el Teniente Coronel del Ejército Freddy Merizalde, jefe de Estado Mayor del CEE. “Reinstalamos un puente tipo ‘Mabey Johnson’ de 55 metros que presentaba problemas en el estribo en la ciudad de Jama y otro sobre el río Portoviejo, en el recinto Torre Agua”, agregó el Tte. Cnel. Merizalde. “También construimos 35 albergues en los días posteriores al terremoto”. Otro puente evaluado fue el de Los Caras, que conecta a Bahía de Caráquez con San Vicente, una de las obras emblemáticas del Ejército ecuatoriano. “Por ahora le hacemos mantenimientos menores y dentro de poco empezaremos a realizar el mantenimiento a largo plazo”, dijo el Gral. de Bda. Mosquera. Este puente había sido construido por el CEE e inaugurado el 4 de noviembre de 2010, tiene una extensión de 1.980 metros y es el más largo del país. Según datos del Ejército, ocho de esos albergues fueron construidos en la provincia de Esmeraldas y 27 en la provincia de Manabí, las más afectadas por el terremoto. El CEE removió 96.000 mt3 de escombros, purificó más de 2 millones de galones de agua, transportó 60.000 mt3 de material pétreo, limpió 3.240 mt3 de material derrumbado en las carreteras, entre otros. Instalación de puentes Bailey Los puentes Bailey han sido usados por el Ejército ecuatoriano por décadas. “Tenemos décadas trabajando con puentes Bailey por lo que nos es familiar hablar de puentes doble-doble, simple-doble, triple-simple, algo muy común en el lenguaje de los ingenieros militares ecuatorianos”, dijo el Gral. de Bda. Mosquera. “Inclusive para la construcción de puentes de gran dimensión, los puentes Bailey nos sirven como obra falsa, es decir desde ellos hemos podido hacer el lanzamiento de vigas muy largas y complejas”. Bajo esta modalidad, “instalamos dos puentes, uno sobre el río Aguarico y otro sobre el río Tigre en la Amazonía ecuatoriana”, agregó el Gral. de Bda. Mosquera. El puente sobre el río Aguarico en la provincia amazónica de Sucumbíos mide 90 metros de alto y 440 metros de largo y fue construido por el CEE a un costo de US$ 29 millones. Fue inaugurado en febrero de 2014. El puente permite el flujo diario de 1.300 vehículos y evita el cruce en gabarra que duraba alrededor de 40 minutos. El puente El Tigre, que cruza el río Guamaní en la provincia amazónica de Napo, fue construido por el CEE a un costo de US$11.5 millones y fue inaugurado apenas una semana antes del terremoto de abril.
Share