Destacados: Una conversación con nuestros líderes

Acción Integral se fortalece para una Colombia en posconflicto

Acción Integral consolida los esfuerzos gubernamentales y militares para generar desarrollo en Colombia.
Marcos Ommati/Diálogo | 11 junio 2018

El Brigadier General Hugo Alejandro López Barreto tiene bajo su mando el Comando de Apoyo de Acción Integral del Ejército de Colombia. (Foto: María Carolina Gonzalez/ Diálogo)

Acción Integral del Ejército de Colombia, como parte de la acción unificada del Estado, articula esfuerzos gubernamentales y militares para generar desarrollo en Colombia. Los programas de Acción Integral en Colombia buscan integrar las capacidades de las Fuerzas Militares y la institucionalidad económica, política y social, con el fin de generar desarrollo y progreso en las diferentes regiones del país. El programa inició entre 1953 y 1957, durante el mandato del presidente Gustavo Rojas Pinilla, quien con su experiencia como teniente general del Ejército Nacional, asignó a las Fuerzas Militares la tarea de brindar asistencia social a las comunidades más vulnerables. Desde entonces el Ejército Nacional, la Fuerza Aérea y la Armada de Colombia trabajan de la mano con las instituciones del Estado en programas que benefician a las comunidades de zonas priorizadas que lo requieren. Con el fin del conflicto armado, particularmente con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), Acción Integral atraviesa una transformación para adaptarse a la nueva realidad nacional. Para entender más a fondo el tema, Diálogo conversó con el Brigadier General Hugo Alejandro López Barreto, comandante del Comando de Apoyo de Acción Integral del Ejército de Colombia.

Diálogo: ¿Qué es el Comando de Apoyo de Acción Integral y Desarrollo (CAAID)?

Brigadier General Hugo Alejandro López Barreto, comandante del Comando de Apoyo de Acción Integral del Ejército de Colombia: El Comando de Apoyo de Acción Integral y Desarrollo, es una unidad operativa mayor, tipo división, que tiene como misión conducir las operaciones de Acción Integral y Desarrollo (AID) en apoyo a las unidades del Ejército Nacional, en coordinación con las instituciones del Estado, con el fin de generar las condiciones para promover la recuperación social del territorio, en camino a la consolidación.

Diálogo: ¿Son batallones?

Brigadier. Gral. López: Sí, nosotros estamos organizados en dos brigadas, y cada brigada tiene cuatro batallones, y tenemos un batallón especial, más. Es un batallón de operaciones especiales, un batallón especial, que está en Bogotá. Se encarga de articular toda esa institucionalidad a nivel central, y todo esto se irradia a cada una de las divisiones del país. Nosotros hoy tenemos dos puestos de brigada, uno en Cúcuta y otro en Cali, y tenemos ocho puestos de comando de batallón en cada una de las divisiones del Ejército.

Diálogo: Con excepción de operaciones especiales, ¿los otros cuatro batallones hacen lo mismo, o cada uno tiene una función específica?

Brigadier Gral. López: En cada uno de esos batallones nosotros desarrollamos operaciones de acción integral, y dentro de esas operaciones hay dos grandes misiones. Una que es sensibilización, y otra es cooperación civil-militar. Cada batallón en esas dos misiones de acción integral trabaja con sus departamentos, y ¿qué hace? Apoya el concepto operacional del comandante de división, su esfuerzo principal, focaliza las necesidades de la región y como estas se pueden abordar desde las capacidades de Acción Integral. Te doy un ejemplo: La Segunda División va a Norte de Santander y su esfuerzo es en el Catatumbo. Ellos hacen operaciones de sensibilización y operaciones de cooperación civil-militar, para sensibilizar, acercar y generar confianza.

Diálogo: ¿Qué son las operaciones de sensibilización?

Brigadier Gral. López: Las operaciones de sensibilización son tareas que permiten que la población civil se acerque mucho más a las fuerzas, que haya una confianza. Lamentablemente este conflicto, esta guerra, nos dejó a nosotros mucha desconfianza entre comunidades, entre las comunidades y fuerzas. Hoy en día eso se ha superado muchísimo, pero todavía existe. Hacemos tareas de sensibilización dirigidas a los blancos audiencia. ¿Cuáles son los blancos de audiencia? Población civil, enemigo y las propias tropas. Estamos enmarcados entre esos tres. ¿Qué hacemos ahí? Con la población civil, fortalecemos la imagen institucional; con el enemigo, doblegamos su voluntad de lucha; y con las propias tropas, ayudamos a aumentar su voluntad de lucha. Fortalecemos la imagen institucional  y difundimos información de interés. Tenemos un tema muy grande de comunicaciones estratégicas: persuadir a los blancos audiencia para promover objetivos de operaciones. En nuestro conflicto interno, no es fácil llegar a las comunidades, pero después de que se ha hecho una operación militar, nosotros podemos llegar a tratar de persuadir y comenzar a   generar ambientes diferentes de trabajo, incrementar la moral combativa con nuestras propias tropas. Somos los encargados de mantener la moral en la tropa, ir a los centros de instrucción, los cantones militares y hacer una actividad, una jornada para nuestros soldados y sus familias. También es importante destacar que trabajamos no solo la parte militar. La operación terrestre y combatir al enemigo y no perderlo de vista es importante. Pero después debemos llegar allá y hacer todo nuestro trabajo de articulación interinstitucional, para generar progreso y desarrollo. Nuestros soldados fomentan la participación con las comunidades, las diferentes juntas de acción comunal, entidades gubernamentales y no gubernamentales.

Diálogo: ¿Qué acciones cívico-militares están realizando para mejorar la seguridad en las comunidades?

Brigadier Gral. López: Dentro de las tareas que desarrollamos, las relaciones civiles y militares apuntan al mejoramiento de la seguridad. Es claro que sin seguridad no puede haber progreso en las regiones, y sin seguridad no podría llegar el Estado, es así que esa articulación de las instituciones del Estado, esa acción unificada, que conlleva la sincronización, coordinación, integración y armonización de las actividades entre los sectores del Gobierno, sector privado, sociedad civil organizada, cooperación internacional y formas de participación comunitaria para lograr la unidad de esfuerzo,llega a las regiones gracias a la seguridad (control institucional del territorio). Un buen ejemplo es Fe en Colombia, programa de articulación de las instituciones del Estado con el apoyo de la empresa privada y cooperación internacional que orienta sus esfuerzos al mejoramiento de las condiciones de vida de las poblaciones más vulnerables del territorio nacional dentro del marco de la seguridad integral. Fe en Colombia se encuentra ubicado en las ocho divisiones del Ejército Nacional y se desplaza de acuerdo a las necesidades operacionales de la unidad y sus 18 líneas de acción, entre estas la línea poblacional, línea de acercamiento, líneas de  proyectos productivos, infraestructura y medio ambiente, línea de construcción de confianza, y línea de tierras entre otras.

Diálogo: ¿Acción Integral tiene algo que ver con la reinserción social de los casi 8000 miembros de las FARC que están desmovilizados?

Brigadier. Gral. López: Acción Integral ha sido parte fundamental en este proceso, trabajando a través de nuestro programa bandera que ya mencioné, Fe en Colombia, con misiones de sensibilización militar, las relaciones civiles y militares para garantizar la seguridad y el control institucional del Estado en los Espacios Territoriales de Capacitación y Reincorporación. Son actividades con las que buscamos facilitar la estabilidad del territorio y el desarrollo de las comunidades dentro de las misiones particulares de AID, como liderazgo comunitario, fortalecer la gobernabilidad, apoyar el desarrollo económico y social y fortalecer la imagen institucional.

Diálogo: ¿Considera que el papel que desempeñan sus comandados es un nuevo rol de los militares colombianos?

Brigadier Gral. López: El rol que desempeñan los hombres y mujeres que hacen parte de AID es quizás la labor más importante de un soldado, sin devaluar las demás misiones de nuestro Ejército. Destacando que pertenece a la sinergia operacional, en la que actúan, operaciones, inteligencia, Acción Integral y Comunicaciones Estratégicas. El hombre de Acción Integral deber ser una persona con carisma, corazón grande y deseos de querer ayudar, con amor por su país, por su institución y por quienes más lo necesitan. Debe saber cómo articular las capacidades del Estado con las del sector privado y ser ese gran articulador entre lo que se tiene y lo que se necesita, saber cómo funciona el Estado, cuáles son sus planes y proyectos, a dónde tenemos que llevarlos. Este trabajo lo vienen desarrollando soldados que hacen parte de los batallones de AID, enfocados en áreas priorizadas donde sabemos que están los problemas más grandes. Hacia esas comunidades estamos dirigiendo nuestros esfuerzos y llevando la oferta a través de programas y proyectos del Estado colombiano. Un Ejército Multimisión, Ejército 3.0, o Ejército del Futuro es el primer bloque de transformación adoptado por la institución ante las nuevas dinámicas del país, propuestas por la gobernabilidad y el contexto. Es organizado, educado, equipado y motivado, ágil, moderno, flexible y letal. Dentro esos nuevos roles que tienen los soldados de Colombia está el del soldado de AID, que para nosotros no es nuevo, pero cabe resaltar que es importante porque contamos con una organización que nos da mando y control sobre lo que tenemos y lo que hacemos. Los soldados de Acción Integral siempre han ayudado y participado en los planes de Gobierno para intervenir en las comunidades que lo requieren. Como lo dije inicialmente, desde los años 50 hemos venido trabajando en beneficio de las comunidades vulnerables. Hoy en día y gracias a la doctrina Damasco, adquirimos la responsabilidad de ser los articuladores en estos procesos y estamos comprometidos con la comunidad a través de las operaciones de AID y operaciones de Apoyo de la Defensa a la Autoridad Civil (ADAC). Junto a todas las instituciones que integran el sector defensa, en respuesta a solicitudes de asistencia de las autoridades civiles nacionales para emergencias domésticas de cualquier índole, apoyo a la imposición de la ley y otras actividades con entidades calificadas para situaciones especiales. Las tareas de ADAC implican el despliegue de personal especializado en las diferentes capacidades del Ejército Nacional; es por esto que son los hombres de Acción Integral quienes deben poner en marcha las capacidades propias de la especialidad en misiones de sensibilización militar y relaciones civiles militares que sean necesarias para el cumplimiento de la misión. Por ello, son los encargados de enlazar capacidades internas y externas que propendan por un ambiente de trabajo agradable, coordinado y horizontal que facilite los esfuerzos, evite acciones impositivas que generen discordia y disfuncionalidad en el desarrollo de las misiones. El personal de Acción Integral debe mantener permanentemente comunicación con las autoridades y la comunidad a fin de fortalecer las buenas relaciones y consolidar así su papel como integrador y facilitador en desarrollo de tareas de ADAC.

Diálogo: ¿Cuáles son las funciones específicas de cada uno de los batallones de AID y cuál es su jurisdicción?

Brigadier Gral. López: Nuestros batallones de AID tienen unas responsabilidades y funciones específicas dentro de cada una de sus jurisdicciones. Estos en apoyo operacional a las divisiones, son los encargados de llevar a cabo las tareas que se desarrollan dentro de las misiones de sensibilización militar que son:

  • Fortalecer la imagen institucional
  • Difundir la información de interés
  • Persuadir a los blancos audiencia para apoyar los objetivos operacionales
  • Incrementar la moral combativa de la tropa
  • Disminuir la amenaza mediante acciones no letales
  • Fomentar la confianza entre los blancos audiencia y la fuerza
  • Prevenir el reclutamiento y fortalecimiento de la amenaza

Estas tareas son desarrolladas por nuestros batallones en las zonas donde desarrollan sus operaciones en apoyo a las divisiones y fuerzas de tarea, y además cumplen con otras actividades que tienen que ver con las relaciones civiles y militares como son:

  • Articular las capacidades de la fuerza como contribución a la acción unificada para subsanar necesidades de la comunidad
  • Fomentar el desarrollo regional
  • Promover la participación de comunidades en los programas del Estado
  • Apoyar a las FFMM de los países aliados en la implementación del modelo de AID
  • Acompañar a las comunidades étnicas en el desarrollo de proyectos con enfoque diferencial
  • Fortalecer las relaciones de la fuerza con entidades gubernamentales, no gubernamentales y líderes comunitarios
  • Coordinar con las entidades estatales para atender las crisis humanitarias
  • Ayudar en la prevención y protección medio ambiente
  • Interactuar con la comunidad para generar y mantener la confianza y respaldo a la fuerza
  • Orientar la cooperación internacional para cumplir los objetivos institucionales
  • Negociar con potenciales fuentes de inestabilidad para garantizar el orden constitucional

Es importante destacar que para todo este trabajo, contamos un grupo de profesionales oficiales de reserva quienes se vinculan a la institución de manera voluntaria a través de cursos especiales ordenados y programados por el Ministerio de Defensa o por el comandante general de las Fuerzas Militares. Cada uno, desde su profesión, aporta sus conocimientos a la institución para apoyar y contribuir a la recuperación social del territorio en beneficio de las comunidades vulnerables en cada región. Todo esto que le he mencionado, apoya el programa de AID y está bajo el programa bandera, Fe en Colombia, que reúne todas nuestras capacidades y las de las demás instituciones para empoderar a los líderes regionales y que sean ellos quienes visualicen la problemática de sus comunidades y participen en el desarrollo de iniciativas para poder buscarle solución a los problemas y necesidades de sus comunidades. Esto, además de la articulación de las capacidades del Estado.

Diálogo: ¿Qué hace Acción Integral para evitar que los jóvenes se unan a las bandas criminales?

Brigadier Gral. López: Acción Integral apoya todas las campañas que realiza el Ejército Nacional, nosotros apoyamos a través de las misiones de sensibilización militar para evitar el reclutamiento de menores, basado en los lineamientos establecidos por el Grupo de Atención Humanitaria al Desmovilizado.

Diálogo: ¿Acción Integral es algo que Colombia podría exportar a otros países?

Brigadier Gral. López: En estos momentos trabajamos inicialmente en la doctrina que nos haga interoperables, para así poder participar en misiones internacionales con el concepto de Acción Integral. Igualmente estamos realizando intercambios de doctrina con países de Centro y Sudamérica, apoyados por el Comando Sur de los Estados Unidos, destacando que estos países se han visto interesados en tomar este modelo que el Ejército de Colombia ha implementado con resultados.

Compartir
Comentarios:
Le Gusta la Historia? Si 15
Cargando las Conversaciones