Armada Nacional de Colombia destruye complejo cocalero

En una operación conjunta, las Fuerzas Armadas golpean de nuevo al Clan del Golfo.
Myriam Ortega/Diálogo | 22 junio 2018

Amenazas Transnacionales

Elementos de la Armada Nacional de Colombia, custodian el equipo e insumos incautados en un complejo cocalero en el municipio de Ungía, Chocó. (Foto: Armada Nacional de Colombia)

La Armada Nacional de Colombia destruyó una estructura y equipo para almacenar y procesar clorhidrato de cocaína cerca del Golfo de Urabá, el pasado 9 de mayo de 2018. El complejo cocalero compuesto por cuatro talleres artesanales, seis bodegas de acopio y un campamento en el que se podían albergar 12 personas, fue hallado en la zona rural del municipio de Ungía, Chocó.

“El hallazgo fue hecho por tropas del Batallón Fluvial de Infantería de Marina N.º 16 adscritas a la Fuerza de Tarea Conjunta Titán, con apoyo de la Estación de Guardacostas Urabá y de la Policía Nacional”, dijo a Diálogo el Teniente Coronel de Infantería de Marina Wisner Paz Palomeque, comandante del Batallón Fluvial de Infantería de Marina N.º 16. “Asestamos el golpe al grupo armado organizado Clan del Golfo con la Estrategia Resplandor de la Armada Nacional y con información de inteligencia del batallón [N.º 16]”.

La Estrategia Resplandor busca neutralizar el narcotráfico, principal fuente de recursos de los GAO Clan del Golfo y Ejército de Liberación Nacional. Resplandor es ejecutada mediante esfuerzos conjuntos, integrales y focalizados para atacar todas las etapas del proceso de producción del clorhidrato de cocaína. Busca prevenir el tráfico, consumo de sustancias y la proliferación de entornos violentos derivados del narcotráfico.

El complejo fue destruido de manera controlada por expertos de la Armada. El lugar tenía capacidad para producir 3,5 toneladas de clorhidrato de cocaína al mes; fueron incautados 9000 litros de insumos líquidos y 1715 kilogramos de insumos sólidos empleados para el procesamiento de coca.

Además, fueron encontrados tres equipos de destilación conocidos como “Marcianos”, una máquina empacadora al vacío, y equipo diverso empleado para el procesamiento del alcaloide. En el campamento fueron encontrados 1000 kg de víveres, camastros, cobertores y otros elementos para la supervivencia en la zona, informó la Armada en un comunicado.

La operación

Las instalaciones industriales eran empleadas para destilar mezclas, en el proceso de la producción de 3,5 toneladas mensuales de clorhidrato de cocaína. (Foto: Armada Nacional de Colombia)

“El acceso a la zona fue por vía marítima”, dijo a Diálogo el Teniente Coronel de Infantería de Marina Sandro Alonso Gallardo Ropero, comandante encargado de la Brigada de Infantería de Marina N.º 1. “Tanto el Batallón Fluvial de Infantería de Marina N.º 16 como la Estación de Guardacostas del Urabá, desarrollaron esa capacidad con la cual se dio el resultado operacional”.

“Uno de los aspectos que permitió la detección de la infraestructura fue el seguimiento de unas huellas en el terreno que conducían al caserío conocido como Tumarado”, aseguró el Cnel. Paz. “Al llegar al sitio se evidenció que la infraestructura se encontraba cubierta con vegetación artificial con la que se buscaba impedir su detección aérea”.

La intervención también tuvo el apoyo del Grupo Operativo Especial de Investigación Criminal de la Policía Nacional, encargada de realizar las pruebas de la droga y adelantar el trámite legal correspondiente para la destrucción de la infraestructura. “En total participaron 36 hombres. La operación fue realizada en un día, sin embargo las labores de inteligencia que llevaron a la ubicación de la infraestructura se adelantaron por más de tres meses”, precisó el Cnel. Paz.

La región y su gente

El lugar en donde está ubicado el complejo es estratégico para los narcotraficantes. Su cercanía con Panamá facilita el tráfico hacia el norte del continente; además, el terreno fangoso dificulta el acceso de las autoridades. “La zona del Urabá o la zona del Chocó es por completo fluvial, contiene ciénagas; el río Atrato, el más importante [de la región], desemboca ahí en el Golfo de Urabá”, indicó el Tte. Cnel. Gallardo. “Toca sortear obstáculos naturales, casi todos relacionados con los cuerpos de agua, con bastantes profundidades. A veces las operaciones aéreas se ven limitadas por la gran capacidad pluviométrica de la región”.

“El Departamento del Chocó ha sido afectado históricamente por todos los fenómenos delictivos de los grupos terroristas que estuvieron en su momento”, indicó el Tte. Cnel. Gallardo. “La comunidad no puede olvidar todas las acciones violentas del terrorismo que hubo en el pasado en los municipios”.

Compartir
Comentarios:
Le Gusta la Historia? Si 3
Cargando las Conversaciones