Armadas de Colombia, Ecuador y Perú dan duro golpe al narcotráfico

Colombian, Ecuadorean, Peruvian Navies Deliver Hard Blow to Narcotrafficking

Por Myriam Ortega/Diálogo
diciembre 12, 2018

A finales de octubre, la Armada Nacional de Colombia logró dar un duro golpe al narcotráfico en dos operativos combinados con la Marina de Guerra del Perú y la Armada de Ecuador. Los operativos iniciaron en el sur de Colombia por el río Putumayo, cuya extensión de más de 1000 kilómetros marca la frontera entre Colombia, Ecuador y Perú.

En los operativos, las fuerzas decomisaron más de una tonelada de droga entre marihuana y cocaína. Asimismo, las autoridades capturaron cuatro sujetos de nacionalidad colombiana e incautaron dos lanchas utilizadas para trasladar las drogas.

“Tanto en la frontera con el Perú como en la frontera con Ecuador, estamos perfectamente coordinados”, dijo a Diálogo el Contralmirante de la Armada Nacional de Colombia José Ricardo Hurtado, comandante de la Fuerza Naval del Sur. “Estamos trabajando de manera conjunta y combinada con las autoridades de cada país, y ya estos bandidos no pueden eludirnos. Si se pasan al lado ecuatoriano, allá los están esperando y si se pasan al lado colombiano, aquí los estamos esperando, de manera que para ellos cada vez es mucho más difícil”.

A la orilla del río

Según la Armada Nacional de Colombia, un primer operativo de control fluvial se llevó a cabo la penúltima semana de octubre en un tramo del río Putumayo a 24 kilómetros al noroeste de la localidad peruana de Soplín Vargas. La operación se realizó de manera coordinada con Perú, que desplegó unidades de la cañonera fluvial BAP Castilla de la Marina de Guerra, el Batallón de Infantería de Marina de la Amazonía N.o 1 y la Policía Nacional. A la orilla del río, las autoridades lograron detectar una vivienda donde tres personas preparaban un cargamento de drogas.

“Habían unas lanchas cargadas con marihuana”, dijo a Diálogo el Coronel de la Infantería de Marina de la Armada Nacional de Colombia Carlos Andrés Téllez, comandante de la Brigada Fluvial de Infantería de Marina N.o 3. “Nosotros apoyamos a la Marina del Perú con logística, transporte y con información y ellos entraron y encontraron dos lanchas con doble fondo y un artefacto tipo parásito metálico”.

El cilindro parásito contenía 400 kilógramos de marihuana alterada genéticamente, llamada tipo creepy, empacada en bolsas impermeables. Cerca de la vivienda, las fuerzas desplegadas encontraron otros 900 kg más de drogas.

Se estima que la marihuana incautada tendría un valor aproximado a USD 5 millones en el mercado internacional. Además de la droga, las autoridades detuvieron a los tres sujetos de nacionalidad colombiana, dos lanchas y confiscaron el cilindro parásito y armamento.

Según la Armada colombiana la droga pertenecía a alias Sinaloa, líder del Frente 48, un grupo disidente de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia que domina el narcotráfico en el Putumayo. La droga, proveniente del municipio colombiano de Puerto Leguízamo, Putumayo, tenía como destino final la región amazónica de Brasil.

El seguimiento de drogas

A solo días de la operación en el Perú, unidades de la Armada colombiana apoyaron a sus homólogos ecuatorianos en un operativo que los llevó desde la región de Putumayo hacia la ciudad portuaria de Guayaquil, en el Pacífico ecuatoriano. El intercambio de información permitió el seguimiento de drogas trasladadas desde el sur de Colombia hacia Ecuador con destino a Europa.

“Se tiene conocimiento de una red de narcotráfico transnacional que transporta estupefacientes de aeropuertos internacionales con rumbo a Europa”, dijo el Contralmte. Hurtado. “Con base en esto se han difundido múltiples experiencias a nuestros homólogos ecuatorianos, como el uso y entrenamiento de caninos que pueden detectar hasta el más mínimo rastro de manipulación con estos narcóticos y de esta forma sean implementados en los controles migratorios para neutralizar su accionar delictivo”.

Con la información suministrada por la Armada de Colombia, la Armada del Ecuador, junto con la Policía Nacional y la Fiscalía General del Estado de Ecuador, logró la captura de un sujeto de nacionalidad colombiana en el Aeropuerto Internacional José Joaquín de Olmedo, en Guayaquil. El delincuente pretendía transportar en su equipaje más de 30 kg de clorhidrato de cocaína hacia el sur de Europa.

Los resultados de los operativos provienen de un trabajo sostenido de intercambio de información entre las armadas vecinas. Juntas, las unidades navales de Colombia, Ecuador y Perú impulsan la lucha antidrogas en la zona selvática y de difícil acceso que comparten en la región amazónica del Putumayo, utilizada por los criminales para sus delitos.

“Tenemos que seguir trabajando de forma coordinada y mantener los lazos de amistad y de cooperación entre nuestros países”, concluyó el Cnel. Téllez. “Tenemos que seguir luchando de forma coordinada, apoyándonos entre las diferentes marinas, apoyándonos entre la policía, las fiscalías, para poder generar esas estrategias que nos permitan golpear de una forma contundente el narcotráfico”.
Share