Ejército brasileño inaugura centro de simulación

Brazilian Army Opens Simulation Center

Por Roberto Caiafa/Diálogo
abril 11, 2017

" Tomorrow's Back Up visions and Investment Social" is an organization nonprofit, why i have chosen that name ?
First of all, he has chosen to be his servant, i have known in the Bible that his only son, Jesus has come On earth to preach and act, the Gospel is not only Word But it's Action.
Imagine your brother or sister is hungry, and you have Things to feed him or her, Will you pray or Act ?
Some Will pray but like some Act, me, i will act because you have means to take care instead of praying but it's Gospel.
We have our brothers and sisters are homeless, suffering, weakness, hungry, naked and son fourth...
On October 2016, i have got this vision because i couldn't sleep and wake up with his Awesome vision to help Kids specially and i have chosen to take care of them with their Family.
I am so far in the process but i am working on to help them but as we have already known it's an easy process but he never gives a vision without provisions but he is faithful to his vision, a great to save life.
There are some organization pretend to help but they enrich on them but i would love to do different But it 's not easy because i Will have other people in the project with me, i don't know but God knows them better than us.
Whatsapp : 509-37748846 Los nuevos equipos de simulación estarán en fase de prueba y evaluación en el Centro de Evaluación de Adiestramiento del Ejército (CAAdEx, por sus siglas en portugués) hasta el final del primer semestre de 2017. La ceremonia inaugural y las demostraciones de los equipos fueron efectuadas el 16 de marzo, y el evento contó con la presencia del General Paulo Humberto César de Oliveira, jefe del Comando de Operaciones Terrestres (COTER), y otras autoridades castrenses. La remodelación de las instalaciones propició la creación del centro de simulación que alberga un conjunto de salas destinadas a simulaciones prácticas y virtuales. El Sistema de Tiro de Armas de Fuego ocupa la sala más grande y en ella fue realizado el entrenamiento virtual de tiro con fusil y pistola en un ambiente controlado, lo que facilita el perfeccionamiento continuo y asistido, además de que anula riesgos y minimiza costos. La simulación práctica emplea el software COMBATER, de la empresa brasileña de consultoría RustCon, para capacitar al Estado Mayor. Dicho software puede utilizarse en ejercicios en el ámbito de unidades, brigadas y divisiones, y permite simular operaciones de combate en los distintos entornos operativos del territorio brasileño. Tales actividades son monitoreadas desde la dirección del simulacro, en una sala aparte equipada con servidores y terminales destinados a los controladores. “La búsqueda de mejores tecnologías es una constante de la unidad”, afirmó el Coronel Urubatã Muterle Gama, actual comandante del CAAdEx. “En poco más de 11 meses, remodelamos las instalaciones y entregamos un centro de simulación totalmente equipado para realizar simulaciones virtuales y prácticas. Los nuevos equipos e implementos deberán aumentar exponencialmente nuestra eficacia en la simulación en vivo, puesto que ahora podremos realizar entrenamientos y simulacros de gran valor para la unidad, lo que atiende a una necesidad primordial”, declaró. Nuevos equipos El día 3 de marzo llegó una remesa de equipos a la División de Simulación del CAAdEx. Entre las nuevas tecnologías probadas están: la familia de chalecos Gladiador, versión G11 CTC/MOUT, que utilizan los combatientes en la simulación en vivo; las nuevas unidades de láser integrado, el “arma” para eliminar el chaleco, que utilizan los observadores, controladores y evaluadores; simuladores de granadas de mano y nuevos emisores del láser acoplados al cañón de las armas que interactúan con los Gladiador y los demás dispositivos. El detalle que distingue a estos emisores es que pueden acoplarse a cualquier arma de dotación del cliente. Una particularidad del nuevo sistema es que los equipos pueden lanzar ráfagas de prueba para iniciar el proceso de tiro, lo que implica menos desgaste de armamento, ahorro de municiones durante el entrenamiento y, al mismo tiempo, imparte un gran realismo sin perder la calidad de los resultados. La fidelidad de los disparos la garantiza otro equipo, el Aiming Alignment Unit, una estación de constatación y calibración del láser de cada una de las armas entregadas a los soldados. Una vez que los equipos están encendidos realizan pruebas de puntería: el disparo y el equipo informan qué ajustes hacen falta y estos son realizados mediante una pequeña herramienta que forma parte del kit. Posteriormente efectúan otro disparo de confirmación y el sistema queda ya calibrado para combatir en un simulacro en vivo. Otros equipos proporcionados incluyen los dispositivos de emisión y recepción de señales Wi-Fi, tanto los miniatura que son colocados en espacios confinados y dentro de vehículos como los de mayor tamaño, tipo torre, fáciles de montar y destinados a retransmitir señales en campo. Denominados Mobile Field Transponder, estos equipos poseen un alcance de 1,4 kilómetros y son distribuidos en el área de instrucción para crear un perímetro integrado en línea, con georreferenciación cartográfica y control nominal de soldados, vehículos ordinarios y blindados. De acuerdo con la información mostrada por el fabricante, en una simulación en vivo pueden participar hasta 1.000 militares conectados a través del sistema (o una combinación de soldados, vehículos ordinarios y blindados, según los sensores instalados). Novedades de simulación en CAAdEx Para interactuar con estas tecnologías nacionales y con el fin de racionalizar los procedimientos logísticos, el equipo de CAAdEx efectuó ante la comitiva del COTER una demostración de dos nuevos vehículos fabricados en el centro. Uno de ellos es la Unidad de Comando de Control Móvil, capacitada para monitorear los ejercicios de simulación en vivo en campo, con recursos de comunicación, transmisión y recepción de imágenes a color mediante el uso de tabletas y cámaras portátiles por parte de un militar. La tableta cámara y la mochila cámara con unidad de retransmisión de señal registran en tiempo real la dinámica del combate simulado, lo que permite a los controladores y jueces del ejercicio interactuar y comparar los resultados con un elevado grado de practicidad y confiabilidad. La unidad también puede utilizar una aeronave tripulada a control remoto, tipo dron, y en ese caso uno de los militares de la guarnición del vehículo actúa como el piloto. Gracias a que el dron transmite las imágenes en tiempo real, puede tener una visión amplia de lo que sucede en tierra, desde un punto de vista privilegiado. El segundo vehículo es una Reserva de Material Móvil configurado internamente con diversas casillas y estantes adaptados a cada tipo de equipo, con interior climatizado y dividido en secciones, que utiliza un novedoso sistema de anclaje mediante varillas para entregar los chalecos a los participantes y espacios para los compartimientos que guardan equipos durante el despliegue, transporte y almacenamiento. Los equipos son entregados a cada militar mediante identificación biométrica y un código de barras, todo conectado en red con su propia señal. Está previsto que los dos vehículos brinden mayor agilidad y eficacia a las acciones realizadas fuera de la sede, lo que mejorará la logística y controlará el desgaste de los equipos. “El CAAdEx prepara y analiza una amplia gama de posibilidades para la realización de ejercicios de simulacros en vivo en campo”, comentó el Gral. Paulo Humberto. “Dadas las exigencias cada vez más intensas de adiestrar tropas profesionales para despliegue en el país y en el extranjero, en misiones de paz y similares, estas tecnologías tienen un gran significado”. Asimismo, será posible realizar simulaciones en red con otros núcleos del Ejército, tales como la Escuela de Perfeccionamiento de Oficiales de Río de Janeiro, la Academia Militar Agulhas Negras de Resende, en Río de Janeiro y el Centro de Adiestramento y Evaluación Sur de Santa María, en el estado de Río Grande do Sul.
Share