Brasil crea comité para desarrollo de programa espacial

La Fuerza Aérea Brasileña participa en los nueve grupos de trabajo del Comité de Desarrollo del Programa Espacial Brasileño creado por el Gobierno federal.
Taciana Moury/Diálogo | 10 abril 2018

Capacitación y Desarrollo

The first meeting of the Brazilian Space Program Development Committee was held in Brasília in early March. (Photo: Brazilian Air Force Technical Sergeant Johnson Barros)

El Gobierno brasileño creó una estructura interministerial para alentar al sector aeroespacial. El Comité de Desarrollo del Programa Espacial Brasileño (CDPEB) reúne, entre otros sectores, a los ministerios de Ciencia, Tecnología, Innovaciones y Comunicaciones; de Relaciones Exteriores y de Defensa. El objetivo es hacer un diagnóstico del sector y presentar soluciones, directrices y metas que puedan potenciar el Programa Espacial Brasileño (PEB). El Gabinete de Seguridad Institucional de la Presidencia de la República coordina la nueva estructura.

El Teniente General de la FAB Luiz Fernando de Aguiar, presidente de la Comisión de Coordinación de Implantación de Sistemas Espaciales, destacó la importancia de la nueva estructura interministerial para impulsar el Programa Espacial Brasileño. (Foto: Aerotécnico Jefe de la FAB André Feitosa)

La Fuerza Aérea Brasileña (FAB), que se encarga de la promoción del área espacial de Brasil, tiene una participación destacada en el CDPEB y participa en los nueve grupos de trabajo, creados para profundizar en temas relacionados al sector, tales como desarrollo de satélites, recomposición del cuadro técnico, gobernanza, incremento del PEB y protección tecnológica con otros países. “La FAB tiene representantes técnicos en los nueve grupos de trabajo, que coordinan e integran los diversos debates”, dijo a Diálogo el Teniente General de la FAB Luiz Fernando de Aguiar, presidente de la Comisión de Coordinación de Implantación de Sistemas Espaciales (CCISE). “De esa forma, la fuerza contribuye en la elaboración de las mejores alternativas de solución que se llevarán ante el colegio de ministros”.

Según el Tte. Gral. Aguiar, la nueva estructura interministerial es de suma importancia para el área espacial del país. “Las tecnologías, los sistemas y los beneficios obtenidos en los programas espaciales repercuten en distintas áreas del Gobierno y exigen una coordinación rigurosa para que se realice en forma eficaz el empleo de los recursos necesarios”, explicó. Agregó que la inversión en el área espacial también es posible solo con la participación de varios ministerios.

Mejoramiento de la gobernanza

El Tte. Gral. Aguiar comentó también que la CCISE está directamente vinculada al primer grupo de trabajo, que se encarga de temas relativos a la gobernanza del sector. “El objetivo del  grupo de trabajo es mejorar la gobernanza del área espacial, con la creación del Comité Ejecutivo del Espacio [CEE] y el Consejo Nacional del Espacio [CNE], que quedarán bajo la coordinación de la Casa Civil de la Presidencia”, anunció.

Con la nueva gobernanza, se espera aumentar la prioridad de los temas vinculados al PEB en las normas gubernamentales, lo que asegura mayor estabilidad en el aporte de recursos, además de garantizar el volumen ideal de inversiones para el progreso del sector. “Las participaciones del CEE y del CNE le darán más alcance a las operaciones de coordinación de la Agencia Espacial Brasileña, que responderá a la Casa Civil y facilitará las decisiones multisectoriales que hacen falta para asegurar los trabajos en el área espacial”, resaltó el Tte. Gral. Aguiar.

Las iniciativas del CDPEB fortalecerán el PEB al propiciar la organización de políticas y asegurar la celeridad en la búsqueda de soluciones de problemas estructurales, según el Tte. Gral. Aguiar. “Un ejemplo es la reducción de los obstáculos perjudiciales en las negociaciones internacionales”, afirmó. Asimismo, explicó que los grupos de trabajo del comité plantean acuerdos de protección con otros países. “Las soluciones encontradas facilitarán los acuerdos con otras naciones en el área espacial, lo que contribuirá a la intensificación de resultados en la entrega de productos”.

El Tte. Gral. Aguiar dijo también que el CDPEB generará condiciones más adecuadas para las empresas privadas del sector. “La creación de Alada - Empresa de Proyectos Aeroespaciales de Brasil S.A. , una empresa pública bajo la responsabilidad de la FAB, facilitará el acceso de las empresas privadas a los laboratorios e infraestructuras de los centros de lanzamientos”, reveló. Para él, solucionar problemas relacionados con los acuerdos de protección, los asuntos agrarios, así como la creación de Alada, pueden impulsar el sector y acelerar, por ejemplo, la operación de entes privados en el Centro de Lanzamiento de Alcántara (CLA). “El CLA es cada vez más viable y ventajoso para Brasil, pues trae riqueza y empleo de calidad a la población local”, subrayó.

El General Nivaldo Luiz Rossato (der.), comandante de la FAB, representó al Ministerio de Defensa durante la primera reunión del CDPEB, presidida por el General del Ejército Brasileño Sergio Westphalen Etchegoyen (centro), ministro del Gabinete de Seguridad Institucional. (Foto: Sargento Segundo de la FAB Johnson Barros)

Incremento del cuadro técnico

Otra preocupación del CDPEB es la reestructuración del grupo de trabajo del Departamento de Ciencia y Tecnología del Comando de la Aeronáutica (DCTA). Este es uno de los temas tratados en uno de los nueve grupos de trabajo del CDPEB. Según el General de División de la FAB Cesar Demétrio, jefe del subdepartamento técnico del DCTA e integrante del grupo de trabajo, el cuadro actual de funcionarios del DCTA y la proyección para 2020 muestran la necesidad de impulsar el planteamiento de la “triple hélice”: universidad-industria-gobierno. “Eso permitirá el desarrollo social y económico, con el mantenimiento del conocimiento en todos los órganos involucrados”, dijo a Diálogo el Gral. de Div. Demétrio.

DCTA, agregó, tiene una importancia directa en el desarrollo espacial brasileño. “Podemos mencionar las soluciones creadas para la entrada al espacio; el mantenimiento y actualización de los sitios de lanzamiento de cohetes; la especificación e investigación de soluciones satelitales para áreas de comunicación, observación de la tierra, posicionamiento y meteorología con una doble visión, a fin de contribuir con el mantenimiento de la soberanía del espacio aéreo y la integración nacional”, destacó.

De acuerdo con el Gral. de Div. Demétrio, la reestructuración del Comando de Aeronáutica y del Instituto de Aeronáutica y Espacio, en la que determinadas actividades se enfocan en la atención de varias organizaciones militares o áreas (defensa, aeronáutica y espacio), facilitó el desarrollo de las tareas previstas con un número menor de empleados. Pero todavía hay áreas carentes de empleados con conocimiento especializado y que puedan trabajar por largos períodos.

“La reposición de áreas de conocimiento permite retomar proyectos estratégicos que tienen una fuerte dependencia tecnológica con el exterior. Resaltó que la pérdida de capacitación técnica y de conocimiento tácito que hubo a lo largo de los últimos años, generó un constante retraso de plazos en la conclusión de proyectos, así como la necesidad de adquisición de equipos y sistemas de alta tecnología en el exterior”, aclaró el Gral. de Div. Demétrio. El CDPEB, dice, alentará el desarrollo del área espacial. “Cuando sucede el escalonamiento de las normas en los niveles ministeriales, podemos dar más protagonismo al programa, que será una prioridad del Estado y no de la administración”, agregó.

La FAB avanza en el desarrollo espacial

La FAB anunció que adquirirá un satélite de observación de la Tierra. El CCISE presentó el proyecto el 27 de marzo de 2018 en Brasília, durante una reunión del Comité de Gobernanza de Actividades Espaciales (CGE).

De acuerdo con información de la FAB, el proceso, desde el lanzamiento del equipo hasta el fin de su operación, está bajo el control del Centro de Operaciones Espaciales, una unidad subordinada al Comando de Operaciones Aeroespaciales, con sede en Brasília. “Será un sistema orbital de detección óptica remota de nivel intermedio, a escala con respecto a la OTAN [Organización del Tratado del Atlántico Norte] que define la calidad de la imagen para su uso en inteligencia y sistemas de agricultura”, declaró a la Agencia Fuerza Aérea (AFA) el Coronel Aviador de la FAB José Vagner Vital, vicepresidente de la CCISE.

La compra del satélite puede alentar el desarrollo de la tecnología nacional y acuerdos con empresas privadas. “El sistema tiene potencial para pagarse y permitir que las empresas nacionales se desarrollen dentro del mercado y aporten más riquezas al país. Asimismo, favorece el empleo eficaz de los recursos de la FAB: en lugar de enviar un dron o una aeronave, se logra una planificación y recopilación de información más adecuada a través del satélite. No solo la FAB, sino también la Marina y el Ejército Brasileño pueden usar los recursos con mejor criterio, aumentar la eficiencia y reducir el riesgo de las operaciones”, concluyó el Cnel. Vital.

Compartir
Comentarios:
Le Gusta la Historia? Si 5
Cargando las Conversaciones