Arrow left
Arrow right

2009-03-27

Temas de seguridad predominan en visita de Clinton a México

La Secretaria de Estado de EE.UU., Hillary Clinton, visitó México el 25 y 26 de marzo de 2009 por primera vez desde que inició su cargo.

La Secretaria de Estado de EE.UU., Hillary Clinton, visitó México el 25 y 26 de marzo de 2009 por primera vez desde que inició su cargo.

Antonio Porras

MÉXICO D.F., México – Durante su primera visita oficial a México, el 25 y 26 de marzo, la secretaria  de Estado de EE.UU., Hillary Clinton, prometió un mayor compromiso de su país en la lucha conjunta contra el tráfico de drogas y ofreció además 80 millones de dólares para financiar la compra de helicópteros Black Hawk para la Policía mexicana.

“Estas aeronaves le ayudarán a la Policía mexicana a responder con agresividad y con éxito a las amenazas de los cárteles”, dijo Clinton, cuyo ministerio renovó en febrero la alerta para viajeros estadounidenses dado el “incremento reciente” de la violencia en las ciudades fronterizas, publicó El Universal.

La agenda de la visita de Clinton, la primera a un país latinoamericano desde que tomó posesión de su cargo, estuvo centrada en temas de seguridad en la frontera común, donde los cárteles de la droga libran una guerra por el tráfico hacia Estados Unidos.

Sin embargo, AFP publicó que los temas de migración, la relación económica entre ambos países y la visita que realizará a México el presidente de EE.UU., Barack Obama, el 16 y 17 de abril próximos también fueron tratados durante la reunión de Clinton con el presidente de México, Felipe Calderón, en la residencia oficial mexicana de Los Pinos.

Durante la misma, Clinton elogió la valentía y determinación del presidente mexicano en la lucha contra el crimen organizado y descartó que en este país existan “territorios ingobernables”, informó El Universal. Asimismo, la autoridad norteamericana aceptó “la co-responsabilidad de Estados Unidos en el combate al narcotráfico”, a tiempo de anunciar la próxima creación de una oficina de Implementación Bilateral en México, en la que funcionarios de ambos países “trabajarán para combatir a los narcotraficantes y la violencia que tratan de diseminar”.

La secretaria de Estado estadounidense también se reunió con su par mexicana Patricia Espinosa, quien pidió a EE.UU. una mayor determinación para frenar el flujo de armas que provienen del país del norte, principal fuente de abastecimiento del crimen organizado mexicano, informó Milenio. “Uno de los mayores retos que enfrentamos proviene de las organizaciones criminales, que en muchos casos son en realidad transnacionales. Insistimos en la co-responsabilidad para hacer frente a este enorme reto”, declaró Espinosa.

Justamente, antes de la visita de Clinton a México, la Casa Blanca anunció que reforzará la seguridad en su frontera con ese país con el envío de 300 a 400 agentes federales.

A su vez, Clinton afirmó -según Reuters- que el presidente Obama está comprometido con la implementación de una reforma migratoria integral en Estados Unidos, por lo que su gobierno buscará impulsar cambios en los siguientes meses.

La jefa de la diplomacia estadounidense también destacó los avances realizados para solucionar la disputa comercial que llevó a México a aumentar los aranceles a productos de EE.UU., en represalia por la decisión de su país de terminar un programa que permitía a camiones mexicanos transitar en territorio norteamericano.

No es posible calificar o realizar comentarios sobre este artículo.