Arrow left
Arrow right

2009-02-16

Nuevos casos de corrupción en YPFB

Santos Ramírez, ex-presidente de YPFB y hombre de confianza del presidente Evo Morales, fue detenido el 12 de febrero según la orden de la jueza Marcela Siles por presuntas irregularidades en el manejo de los fondos de la empresa.

Santos Ramírez, ex-presidente de YPFB y hombre de confianza del presidente Evo Morales, fue detenido el 12 de febrero según la orden de la jueza Marcela Siles por presuntas irregularidades en el manejo de los fondos de la empresa.

Carlos Ortega

LA PAZ, Bolivia - Nuevos casos de corrupción en Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) fueron revelados el 12 de febrero por el actual presidente de la empresa petrolera, Carlos Villegas. Según la versión oficial, la detención del ex presidente de YPFB, Santos Ramírez, hombre de confianza del presidente Evo Morales, fue ordenada el 12 de febrero por la jueza Marcela Siles por presuntas irregularidades en el manejo de los fondos de la empresa.

Santos Ramírez es acusado de organizar una empresa irregular con 140 funcionarios para prestar servicios a la propia compañía paraestatal. La Prensa precisó al respecto que se trata de la empresa YPFB-SIPSA, un emprendimiento de carácter privado que utilizaba las iniciales de la compañía estatal YPFB junto con sus propias iniciales, SIPSA, que significa Servicios e Industrias Petroleras Sociedad Anónima.

Según Villegas, se encontraron graves irregularidades en la constitución de la empresa y en el manejo de las deudas contratadas. El caso fue revelado por el Ministerio de Transparencia y Lucha contra la Corrupción, recientemente creado por el gobierno de Evo Morales. Como resultado, YPFB solicitó de inmediato que se iniciara una auditoría técnica y legal de SIPSA por contratar a los 140 funcionarios sin certificación presupuestaria o contratos formales, lo cual, según el presidente de YPFB, constituye una anomalía inaceptable.

Tras las investigaciones preliminares, se puso de manifiesto que SIPSA fue creada para refinar el gas licuado de petróleo y prestar servicios de perforación petrolera. Las primeras investigaciones también dan cuenta que el 25 de agosto de 2008 el entonces presidente de YPFB, Santos Ramírez, compró 218 acciones de la empresa, convirtiéndose en su socio mayoritario.

Villegas también reveló importantes aumentos de personal de planta en YPFB en la gestión anterior. En 2005, antes de que Evo Morales asumiera el poder, la empresa contaba con 500 trabajadores en todo el país. Las cifras revelan que actualmente tiene 1.500 empleados sólo en sus oficinas de La Paz, sin tomar en cuenta a los trabajadores de las empresas nacionalizadas que también forman parte de YPFB, informó La Prensa.

No es posible calificar o realizar comentarios sobre este artículo.