Arrow left
Arrow right

2012-05-11

Baterías mejoradas para alivianar la carga de los soldados

Christopher Hurley, ingeniero electrónico del Comando de Investigación, Desarrollo e Ingeniería del Ejército de los Estados Unidos muestra una batería BA-5590 que tiene la mitad del tamaño del modelo estándar. (Foto: Ejército de los EE. UU.)

Christopher Hurley, ingeniero electrónico del Comando de Investigación, Desarrollo e Ingeniería del Ejército de los Estados Unidos muestra una batería BA-5590 que tiene la mitad del tamaño del modelo estándar. (Foto: Ejército de los EE. UU.)

Dan Lafontaine, Comando de Investigación, Desarrollo e Ingeniería del Ejército de los EE. UU.

Un soldado camina por el peligroso terreno de una zona de combate peligrosa con una mochila cargada de alimentos listos para consumir, botiquín de primeros auxilios, armas, municiones, radios y baterías.

El Comando de Investigación, Desarrollo e Ingeniería del Ejército de los Estados Unidos (RDECOM) está trabajando para alivianar la carga de los soldados al desarrollar baterías más pequeñas y livianas. Científicos e ingenieros trabajan para aliviar a los soldados, aumentar la capacidad de maniobras, reducir la fatiga y reducir el tiempo necesario para la recarga de baterías.

Christopher Hurley, ingeniero electrónico del RDECOM, dirige el equipo de proyectos para el desarrollo de baterías.

Hurley y sus colegas lograron reducir el tamaño y peso de la batería estándar BA-5590 a la mitad, aunque el rendimiento y tiempo de duración sigue siendo el mismo. La BA-5590, que tiene la mitad de tamaño de la anterior, se conecta en el mismo equipamiento, unos 80 tipos de radios y robots, tal como lo hace el modelo más grande.

“Los soldados podrán seguir realizando la misma [misión] con la mitad del peso y volumen de las baterías”, señaló Hurley. “Alivianará su carga y aumentará su capacidad de maniobra, para que así tengan mayor libertad para desplazarse en el campo de batalla”, explicó Hurley.

El equipo de investigación logró reducir el tamaño y el peso a través de mejoras en los materiales de las baterías, agregó. Uno de los químicos del dispositivo en desarrollo es el mono fluoruro de litio carbono.

El Ejército viene trabajando en el desarrollo de la batería desde hace cinco años y se proyecta su implementación de campo para los soldados dentro de un año, según manifestó Hurley.

BATERÍA DE POLÍMEROS CONFORMADOS

Debido a la transformación que vive el Ejército para enfrentar las variables amenazas del campo de batalla, los soldados necesitan agilidad, sin tener que llevar baterías del tamaño de cajas en torno a sus cuerpos. CERDEC se asocia con el Centro de Investigación, Desarrollo e Ingeniería para Soldados de Natick del RDECOM, con el objetivo de desarrollar una batería de 2 centímetros de grosor que puede almacenarse dentro del chaleco de los soldados.

“Colocamos los mismos químicos de la batería dentro de un diseño que pueda llevarse en la ropa, conocido como batería de polímeros conformados”, afirmó Hurley. “La idea es llevarla cerca del cuerpo para que no sobresalgan muchos elementos del cuerpo. Cuando un soldado está en posición prona o en espacios reducidos, es conveniente que no tenga grandes baterías que sobresalgan.

“El siguiente paso es lograr un sistema de chaleco integrado de vestir, para que los soldados puedan llevar esta batería y que así funcione todo el equipamiento”.

SISTEMA DE ENERGÍA INTEGRADO EN VESTIMENTA PARA SOLDADOS

El Sistema de Energía Integrado en Vestimenta para Soldados (SWIPES), provee una batería principal de una ubicación central para alimentar todos los elementos de uso final.

El SWIPES ubica cargadores montados en bolsas y cables de alimentación para baterías, unidades de GPS, sistemas de detección de disparos y artefactos de comunicación de mano dentro del chaleco. Permite su utilización en misiones extensas, sin la necesidad de cambiar baterías o fuentes de energía, ya que mantiene los dispositivos cargados de forma permanente.

Los SWIPES ganaron uno de los lugares de los 10 Mejores Inventos del Ejército de los Estados Unidos en 2010.

“Todo el cableado pasa por distintos bolsillos y se conecta a radios y equipamiento. La idea es contar con toda la energía de esta batería para todo el equipamiento”, señaló Hurley.

La Fuerza de Equipamiento Rápido del Ejército y Gestión de Proyectos del Soldado en Guerra iniciaron las pruebas de campo en varios cientos de unidades de SWIPES.

“El principal beneficio es la reducción de peso. Para una misión estándar de 72 horas, un soldado llevará hasta 5 kilogramos menos de batería”, indicó Hurley.

¿Le gusta este artículo?

36Rating no
Agregue su comentario Política de comentarios
*indica un campo obligatorio