2012-06-07

Entrevista con el General de Brigada Carlos Maurício Barroso Sarmento, Comandante de la Fuerza de Pacificación Arcanjo VII

General de Brigada Carlos Maurício Barroso Sarmento, Comandante de la Fuerza de Pacificación Arcanjo VII (Foto: Wagner Assis)

General de Brigada Carlos Maurício Barroso Sarmento, Comandante de la Fuerza de Pacificación Arcanjo VII (Foto: Wagner Assis)

Marcos Ommati/Diálogo

En el mes de abril de 2012, el Comando del Destacamento de Unidades-Escuela/9.ª Brigada de Infantería Motorizada asumió la coordinación de las acciones para preservar el orden público en los complejos Alemão y Penha, antiguos reductos del tráfico en la ciudad de Río de Janeiro, en sustitución de la 11.ª Brigada de Infantería Ligera, situada en Campinas (São Paulo). Esta sustitución forma parte de la planificación operacional del Comando Militar del Este, y los trabajos no se interrumpieron durante el proceso de transición de las Fuerzas Armadas de Brasil a la Policía Militar del estado. Para conversar sobre la labor realizada por los militares brasileños en el área, la llamada Operación Arcanjo VII, Diálogo conversó con el General de Brigada Carlos Maurício Barroso Sarmento, comandante de la Fuerza de Pacificación que actuó en estos grandes conglomerados de favelas de la “Ciudad Maravillosa”.

Diálogo: General, ¿por qué las Fuerzas Armadas y, específicamente el Ejército brasileño, tuvieron que intervenir los complejos Alemão y Penha?

General de Brigada Carlos Maurício Barroso Sarmento: La participación del Ejército en la pacificación de los complejos Penha y Alemão es una misión específica para este fin. Se presentó una situación en Río de Janeiro que podría clasificarse de terrorismo urbano, cuando grupos criminales tomaron la ciudad por asalto. Esto requirió medidas más rigurosas de lo habitual, que superaban la capacidad de los organismos de seguridad pública. Por este motivo se convocó al Ejército a cooperar en este esfuerzo, específicamente en los complejos Penha y Alemão.

Diálogo: ¿Esto es positivo para la imagen del Ejército?

General Sarmento: Esta es una misión constitucional del Ejército. De acuerdo con la constitución de Brasil, el Ejército tiene a su cargo la defensa de la patria, garantizar los poderes constitucionales, la ley y el orden. Por lo tanto, la misión es una actividad para la cual el Ejército tiene que estar preparado, y se prepara constantemente para este tipo de operaciones.

Diálogo: ¿Cree que se puede hacer una comparación entre el trabajo realizado por el Ejército brasileño como parte de la Misión Estabilizadora de Naciones Unidas en Haití (MINUSTAH), y aquí, en la Fuerza de Pacificación?

General Sarmento: Hay muchas semejanzas y muchas diferencias. Semejanzas: El patrullaje evidente, la ocupación de determinados puntos, la misión de pacificación, digamos. Pero las diferencias fundamentales radican en el mandato, las reglas de compromiso, en las cosas que las tropas pueden o no pueden hacer, en los límites de acción. Las Fuerzas de Pacificación en Penha y Alemão surgen de un acuerdo establecido entre el Gobierno Federal y el Gobierno Estatal, según el cual el Ejército asume el control de un área, dentro de un marco de normalidad democrática, normalidad constitucional. Todos los poderes individuales están garantizados. Es una situación de normalidad. Por otra parte, es una situación anormal porque se está utilizando el Ejército de forma más intensa y evidente de lo que operaría una fuerza de policía normal, aunque dentro de un marco de normalidad democrática.

Diálogo: ¿Cree que habrá otras misiones de este tipo en un futuro próximo?

General Sarmento: Las Fuerzas Armadas están en constante preparación: se preparan para la defensa de la patria y para la defensa del poder constitucional, de la ley y el orden. Ante este panorama, nosotros estamos listos para operar y actuamos en muchas otras situaciones cuando nos convoca la Presidencia de la República, como en la lucha contra los actos de contrabando en la frontera, en la que actuamos conjuntamente con la Policía Federal, o en la pacificación de conflictos agrarios, entre otras.

Diálogo: ¿Existe algún entrenamiento específico para este tipo de misión?

General Sarmento: Actualmente, el entrenamiento para la guerra es abarcador. Implica actuar en un cuadro de no-guerra. Por ejemplo, los Estados Unidos en Irak y en Afganistán: tengo que contar con las armas letales para actuar como combatiente, y las armas no letales para intervenir en un conflicto urbano, cuando sea necesario. No puedo salir a dispararle a civiles a diestra y siniestra. Ya no existe ese cuadro de guerra total, como en la época de la II Guerra Mundial en la que se invadía, se ocupaba y se destruía una ciudad. El pueblo sigue trabajando y llevando una vida normal, y las operaciones se van desarrollando. En la actualidad, las Fuerzas Armadas deben estar preparadas para la guerra y la no-guerra, actuando de ambos modos, con armamento letal y no letal.

Diálogo: ¿Podría hablarnos un poco acerca de ese entrenamiento específico?

General Sarmento: En la actualidad, el Ejército de Brasil cuenta con una referencia que es el Centro de Instrução de Operações de Garantia da Lei e da Ordem (Centro de Instrucción y Operaciones para Garantizar la Ley y el Orden). Es un centro que funciona en Campinas, São Pablo, subordinado a la 11.a brigada; se trata de un órgano que centraliza las conductas, que intenta hacer la doctrina, concentrar las experiencias de las distintas tropas de Brasil. Como dije, son varios tipos de operaciones: la de Río de Janeiro, por ejemplo, se centraliza en el patrullaje intensivo y evidente, además de la ocupación de determinados puntos fuertes. Tenemos un entrenamiento para cada tipo de operaciones como estas. Y quien se prepara para lo peor, para la guerra total, se prepara para esto.

Diálogo: ¿Cómo se da la sinergia entre las Fuerzas Armadas y la Policía Militar?

General Sarmento: La Fuerza de Pacificación no es únicamente del Ejército. Está compuesta por un batallón de campaña de la Policía Militar que, a su vez, se compone de policías militares y de la Delegación de la Policía Civil. Dentro de nuestra base también hay representantes de la Policía Civil e intentamos destacar bien el trabajo de cada uno. En la transición hacia la policía, simplemente pasamos la responsabilidad, salimos del área y permitimos que la policía entre y actúe. Esta policía tiene su forma particular de actuar; ya no se trata de un patrullaje tan evidente, sino que está incluso más cerca de la población, lo que forma parte de la política de la Policía Pacificadora que ellos intentan implementar y que es totalmente distinta de la nuestra. Es una transición inmediata.

Diálogo: General, durante más de 30 años el pueblo vivió bajo el yugo de la criminalidad, de los traficantes de drogas que dominaban la zona y dictaban las leyes aquí adentro. ¿Qué hizo el Ejército para que los habitantes respaldaran sus acciones?

General Sarmento: Nosotros nos centramos más en la parte de la comunicación social, en la divulgación del trabajo de la Fuerza, en los intentos de mostrarle a esta población que existe otra forma de vida. La seguridad pública tenía un acceso muy limitado aquí dentro. Además, no era solo la seguridad pública, sino también otros órganos los que ingresaban si el traficante se los permitía. Por lo tanto, intentar cambiar esta realidad implica un trabajo cultural enorme. El mensaje de pacificación es que existe una manera pacífica y ordenada de vivir y que también les corresponde a ellos elegir; nosotros estuvimos aquí un año y medio, durante el cual los habitantes, la población local tuvo la oportunidad de probar esta nueva realidad. Si ellos eligen vivir como viven ahora, tienen la forma de mantener esa opción, les estamos dando ese instrumento; los órganos de seguridad están entrando, el estado entra con otras estructuras: escuela, educación, deporte, infraestructura, agua, cloacas, servicios de recogida de basura, luz… bienestar de la población. Es algo paulatino, no ocurre de la noche a la mañana, y es lo que ellos eligen. ¿Es esto lo que quieren o prefieren volver a la situación que tenían antes?

Diálogo: En una misión de este tipo siempre surgen dificultades. ¿Cuál cree que sea la dificultad más grande en una misión como esta?

General Sarmento: Yo diría que la principal dificultad del restablecimiento del orden, la cotidianeidad de la población, es la lucha contra el crimen. Es terrible, es lo que está devastando a nuestra población, el tráfico de drogas. Mientras haya alguien que quiera consumir, habrá alguien para vender. Por eso es imposible acabar con ese delito.

Diálogo: ¿Qué quisiera resaltar con respecto al sentido de orgullo por haber llevado a cabo esta misión o a los beneficios de la misma?

General Sarmento: Destacaría, principalmente, a aquellos soldados que estuvieron aquí y que no son del lugar, de Río de Janeiro. Un día estos soldados podrán decir: “Yo ayudé a pacificar la “Ciudad Maravillosa”, que sigue siendo maravillosa porque yo puse mi granito de arena”.

Diálogo: ¿Y cuál fue la principal lección aprendida?

General Sarmento: Que el Ejército brasileño está muy bien preparado, la preparación para enfrentar esta misión, y la forma en la que se adaptó. Cada misión implica una adaptación distinta. Tuvimos muchos más aciertos que errores, aprendimos muchas cosas en términos de balance entre armamentos letales y no letales, en las patrullas, formas de patrullaje, equipamientos necesitábamos… Es un acierto operacional muy grande para la fuerza, solo comparable con nuestro trabajo en Haití.

¿Le gusta este artículo?

45Rating no
Agregue su comentario Política de comentarios
*indica un campo obligatorio

1 Comentario

  • Rocio Sanchez Azuara | 2012-06-11

    Muy bien lograda la entrevista, es interesante leer el relato de lo que realmente sucede dentro de las fuerzas armadas de un Pais, en este caso Brasil, quien a pesar de no haber tenido ni una sola guerra, continua en su esfuerzo por prepararse siempre con gran tenacidad y entrega. Felicitaciones y gracias por compartirla!!!

Fri Apr 18 00:18:52 2014

Votación

¿Considera el crimen organizado como un peligro para la estabilidad en su país?

Ver resultados