2012-05-11

Brasil da marcha atrás en los planes de construcción de nuevas plantas nucleares

Vista de la planta nuclear de Angra 2 (izq.) y 1 (der.) en Angra dos Reis, a 240 km al sur de Río de Janeiro, Brasil, el 14 de abril de 2011. (Foto: AFP)

Vista de la planta nuclear de Angra 2 (izq.) y 1 (der.) en Angra dos Reis, a 240 km al sur de Río de Janeiro, Brasil, el 14 de abril de 2011. (Foto: AFP)

AFP

El 9 de mayo, Brasil manifestó que archivó los planes de construir nuevas estaciones de energía nuclear en los próximos años tras el desastre que acaeció el año pasado en Fukushima, Japón.

El gobierno anterior encabezado por el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva había planificado la construcción de entre cuatro y ocho nuevas plantas nucleares hacia 2030.

No obstante, el Secretario Ejecutivo del Ministerio de Energía Marcio Zimmermann expresó el 8 de mayo en un foro que no había necesidad de construir nuevas instalaciones nucleares en los próximos diez años.

“El último plan, que se establece hacia el año 2020, no prevé ninguna planta de energía nuclear nueva, ya que no existe la necesidad de implementar dicha medida. La demanda se satisface gracias a la energía hidroeléctrica y fuentes de energía complementaria, como por ejemplo la eólica, térmica y el gas natural”, indicó Zimmermann en declaraciones difundidas por el ministerio.

“El plan de 2021, hasta donde tengo entendido, tampoco no contemplará las estaciones de energía nuclear”, agregó el funcionario, aunque no descartó la construcción de dichas instalaciones en el largo plazo.

“Luego del accidente (de Fukushima en 2011) que ocurrió en Japón, no solo Brasil, sino también el mundo entero, se ha detenido a analizar y evaluar el tema”, señaló Mauricio Tomalsquim, presidente de la firma de investigación energética EPE, en el mismo evento.

Tomalsquim dijo que en los próximos diez años, la contribución hidroeléctrica a las fuentes de energía brasileñas caerán del actual 75 por ciento al 67 por ciento, mientras que las fuentes de energía renovable – eólica, solar y de biomasa – aumentarán del ocho al 16 por ciento.

La única planta de energía nuclear que tiene Brasil, ubicada en Angra dos Reis – localidad costera cerca de Río de Janeiro – cuenta con dos reactores de agua presurizada en funcionamiento, con un rendimiento de 657 MWe (megavatios eléctricos) y 1350 MWe, respectivamente.

En junio de 2011, se reanudó el funcionamiento de un tercer reactor luego de 24 años de disputa, con una proyección de rendimiento de 1245 MWe. Se estima que se completará en 2015.

Actualmente, la planta de Angras dos Reis genera aproximadamente un tres por ciento de la producción energética de Brasil, que depende principalmente de las instalaciones de energía hidroeléctrica.

Brasil, la potencia dominante latinoamericana, y su país vecino Argentina, son los dos únicos países latinoamericanos que operan plantas nucleares civiles.

¿Le gusta este artículo?

35Rating no
Agregue su comentario Política de comentarios
*indica un campo obligatorio

Tue Apr 15 22:20:08 2014

Votación

¿Considera el crimen organizado como un peligro para la estabilidad en su país?

Ver resultados